Agosto 22, 2021

Opinión: El futuro en nuestras manos. Por Cristián Valdivieso, director de Criteria

Ex-ante
Crédito: Agencia Uno.

La historia nos muestra que al renacer de crisis tan profundas como la que atravesamos, las sociedades amanecen mirando en direcciones distintas a las que traían y abiertas a experimentar nuevas formas de vida. Una posibilidad de replantearnos los proyectos vitales y el cómo queremos seguir habitando este mundo.

Una crisis en toda su magnitud. Sin siquiera tocar la puerta, la incertidumbre se tomó la agenda en octubre de 2019 y no la ha soltado. Partió con rostro de estallido social y se entronizó en nombre de la peor pandemia del siglo. Así, sin más, nos tocó habitar la incertidumbre y anclarnos al presente. De golpe, el interruptor nos apagó el futuro.

  • Y si bien las vacunas trajeron algo de estabilidad para volver a poner en marcha nuestros proyectos vitales, seguimos inmersos en el proceso constituyente, un proceso político y social necesario pero incierto.
  • Como si fuera poco, el informe del Panel Intergubernamental de Cambio Climático (IPCC) sobre las bases físicas del calentamiento global nos regaló más incertidumbre:  la temperatura del planeta sigue subiendo y los eventos extremos impactan recurrentemente a todas las regiones del mundo y, como no, a Chile. Sequías y olas de calor nos están dejando particularmente propensos a incendios, inundaciones y otros desastres naturales.
  • Incertidumbres locales y globales a las que se agrega la fractura económica, el desempleo, la implosión de los fondos previsionales y un largo etc.
  • Definitivamente una crisis en toda su magnitud que, sin embargo, en su contracara está mostrando la capacidad que tenemos los seres humanos de transformar las dificultades en espacios de oportunidad.

La incertidumbre nos acompañará por un buen tiempo. El anclaje obligado al presente, nos ha impuesto espacios de meditación y reflexión sobre el significado mismo de la vida, así como un cuestionamiento transversal sobre el propio devenir. La historia nos muestra que al renacer de crisis tan profundas como la que atravesamos, las sociedades amanecen mirando en direcciones distintas a las que traían y abiertas a experimentar nuevas formas de vida. Una posibilidad de replantearnos los proyectos vitales y el cómo queremos seguir habitando este mundo.

  • A sabiendas que la incertidumbre nos acompañará por un buen tiempo, subjetivamente dibujamos la oportunidad de reinventarnos, de pensar en futuros improbables que a partir de contextos críticos empiezan a parecer plausibles. Como muestran diversos estudios, las mismas personas que previo a la llegada de la pandemia no concebían posible su actividad laboral sin largos desplazamientos, atrapados en el taco vertiginoso de la ciudad o apretados en el transporte público, hoy ven que gracias a la tecnología su pega puede ser más compatible con su vida personal.
  • Crecientemente, nuestras investigaciones en Criteria nos muestran a personas de distintas generaciones (además de las millenials) y grupos sociales que ahora quieren y ven posible cambiar su estilo de vida: irse a vivir a otros pueblos o ciudades, vivir fuera de las grandes urbes y trabajar de manera remota. En otra escala, muchos adaptan sus hogares para hacerlos compatibles con trabajos y estudios, optando a una mejor calidad de vida. También prosperan los emprendimientos de distinto tipo y hay reinvenciones laborales que se adelantan a un futuro laboral robotizado y con menores posibilidades de empleo formal tradicional. Es ahora o nunca.
  • Y mientras muchos en el país descreen que como especie podremos revertir el cambio climático, crecen quienes han decido tomar el toro por las astas y ya no sólo en generaciones jóvenes. La pausa introspectiva también ha venido acompañada de un aumento en los niveles de conciencia ambiental: crece significativamente la valoración por marcas ecológicas y de productos sustentables. Un giro que también es conductual y se expresa en mayores prácticas de reciclaje en los hogares y en un consumo más consciente que valora el comercio cercano, la producción local y la economía circular. Un consumo con menor huella de carbono.

La supervivencia. Qué duda cabe: tras la incertidumbre, asoman nuevas actitudes y posibilidades para nuestra vida y la del planeta que, sí o sí, van a tener que articularse con formas colectivas de cuidado que hagan sostenible la supervivencia, no sólo de nuestros proyectos vitales sino también de la humanidad.

  • Más de alguien pensará en la ingenuidad de este columnista. Los invito a “pintarse la cara color esperanza”, y hacer carne la última sección del informe del cambio climático que señala que muchos de sus efectos más negativos aún pueden evitarse, o al menos limitarse. Eso, claro, si actuamos ahora. Y es ahora que, tras tanta incertidumbre, el futuro se dibuja en nuestras manos.

Publicaciones relacionadas

Ex-ante

Enero 14, 2022

Recomendaciones de cine: Los tres estrenos que hay que ver (y la polémica de los SAG). Por Ana Josefa Silva

Ojo, sepan elegir: las tres películas que les propongo son para públicos totalmente diferentes. Comienzo con una ¡extraordinaria!, que les recomiendo a ojos cerrados: El Porvenir , con Isabelle Huppert, que no había sido estrenada en Chile. El Porvenir Tras llenarse de gloria y premios por su rol en Elle (Paul Verhoeven, 2016), Isabelle Huppert […]

Ex-ante

Enero 7, 2022

Recomendaciones de cine: Los favoritos a los Globos de Oro y donde verlos. Por Ana Josefa Silva

“En medio de gran expectativa y polémica, el domingo la Asociación de Prensa Extranjera de Hollywood (HFPA por sus siglas en inglés) anunciará los ganadores de los Globos de Oro 2022 (cine y TV). Suelen —o ¿solían?— ser los premios más esperados previo a los Oscar”, escribe en su columna la periodista y crítica de […]

Ex-ante

Enero 6, 2022

Apruebo Dignidad: las tensiones FA-PC y el dilema de ser o no ser. Por Ricardo Brodsky

Nada positivo puede resultar del gallito permanente al interior de una alianza de gobierno. Chile ya conoció en tiempos de la U. Popular, las consecuencias de un sistema de alianzas fallido, en donde los partidos se enfrentaron duramente con tesis irreconciliables que terminaron paralizando al gobierno y dejando en la completa soledad al presidente Salvador […]

Convención: El primer dolor de cabeza del futuro gobierno de Boric. Por Gonzalo Müller, director del Centro de Políticas Públicas de la UDD

La elección de la mesa de la Convención Constitucional se transformó en el primer dolor de cabeza del futuro gobierno de Gabriel Boric. Su diseño original que implicaba consagrar la alianza del FA y socialistas -con Ramona Reyes y Beatriz Sánchez- naufragó generando mucho daño colateral. La épica de la segunda vuelta en torno a […]

Violencia en La Araucanía: El desafío de los grupos armados al gobierno de Boric. Por Ricardo Brodsky

Héctor LLaitul, lider de la CAM

Uno de los problemas más serios del nuevo gobierno será el desafío que antes de asumir le han lanzado las organizaciones armadas en La Araucanía, que se burlan de “esta nueva izquierda hippie, progre, buena onda” y reafirmaron su opción por la violencia política. La CAM, la única organización armadas que según su líder no […]