Febrero 13, 2024

Aprendizajes político-comunicacionales de un funeral de Estado. Por Claudia Miralles

Gerenta de Comunicación Estratégica de Imaginaccion
Imagen: Agencia Uno.

Cuesta entender que, instalado un clima de acuerdo, reencuentro y mutuos reconocimientos, donde priman los afectos, las formas y símbolos republicanos, rápidamente se desvirtúen con cuestionamientos que invitan a la cultura de la cancelación y a la nociva polarización, que tanto daño le hace a la política y aleja a la ciudadanía de la democracia.


Por estos días presenciamos la realización de un funeral de Estado que debió conjugar la necesidad de rendir honores a quien detentó la primera magistratura de nuestro país con el dolor de sus cercanos, el reconocimiento público y la necesaria intimidad para la familia que sentía la trágica perdida de su ser querido. Así lo vivimos con las exequias del recién fallecido expresidente Sebastián Piñera (Q.E.P.D).

Desde este punto de vista, es oportuno repasar algunos aprendizajes político-comunicacionales.

En primer lugar, queda de manifiesto que cuando hay voluntad de acuerdo de las partes, el resultado es virtuoso para todos. Frente una tragedia como la que acabó con la vida del expresidente no cabe sacar dividendos pequeños. Así, la tragedia, el dolor y también el reconocimiento hacia el ex presidente se tomaron la agenda pública y permitió al país hacer una pausa para honrar a quien fuera electo dos veces para dirigir a Chile.

Naturalmente, la tragedia permitió a sus ex colaboradores y a su sector político agrupar sus fuerzas y desarrollar un relato de su líder que, si bien muchas veces lo criticaron, fue el único que los llevó democráticamente al gobierno desde Jorge Alessandri. Sus voceros privilegiaron el relato del presidente gestor, con grandes hitos en sus dos mandatos.

Una segunda constatación es que, pese a la baja de la popularidad durante su segundo mandato, recibió el homenaje masivo de una ciudadanía que lo consideró un buen presidente. La escena de largas filas de chilenos y chilenas bajo el sol esperando despedirlo por última vez valen más que mil palabras. Muchos símbolos de su gestión estuvieron presentes: la gesta de los 33 mineros, la batalla por las vacunas durante la pandemia y la épica de reconstrucción tras el terremoto de 2010.

El gobierno, por su parte, desplegó con fuerza el relato y los símbolos de la república. Instaló un clima de respeto, de reconocimiento, y propuso un relato referido al talante democrático del expresidente Sebastián Piñera, que votó por el No en el plebiscito de 1988 y que prefirió soluciones de consenso frente a grandes crisis.

Las acciones del gobierno fueron de respeto desde el minuto uno de la tragedia, representados en la primera vocería de la ministra del Interior, Carolina Tohá, la rápida designación del canciller Alberto Van Klaveren como coordinador del funeral de Estado, la guardia de honor de ministros y la sincera despedida del presidente Gabriel Boric, entre tantos otros gestos.

Cuesta entender que, instalado un clima de acuerdo, reencuentro y mutuos reconocimientos, donde priman los afectos, las formas y símbolos republicanos, rápidamente se desvirtúen con cuestionamientos que invitan a la cultura de la cancelación y a la nociva polarización, que tanto daño le hace a la política y aleja a la ciudadanía de la democracia.

Publicaciones relacionadas

Director de Criteria

Abril 21, 2024

Encuesta Bicentenario UC: lecciones para la derecha. Por Cristián Valdivieso

Los chilenos no están anhelando la llegada de la actual oposición al gobierno. Lo que los chilenos buscan es más autoridad, firmeza e incluso autoritarismo ante lo que se vive como una crisis de inseguridad pública y de descrédito de la política. Una suerte de Bukele criollo si se quiere, el que, dicho sea de […]

Cientista Político. Libertad y Desarrollo.

Abril 21, 2024

Maduro: socio controlador de nuestra política exterior. Por Jorge Ramírez

Hace algunos días Nicolás Maduro se dio otro “gustito”: enlodar el honor del recientemente fallecido ex Presidente Sebastián Piñera, acusándolo de que él fue quien trajo delincuentes venezolanos a Chile, tras “conocerlos, contratarlos y apoyarlos en Cúcuta para supuestamente invadir Venezuela”. Una afrenta diplomática, desde todo punto de vista, a la que el Presidente Boric […]

La calidad de la política y la selección del personal. Por Sergio Muñoz Riveros

La selección de los postulantes a los cargos de representación tiene muchos vicios. Sería injusto no reconocer que hay senadores y diputados que cumplen su tarea en un buen nivel, pero hay muchos otros que no merecen estar donde están y que, pese a eso, se las arreglan para ser reelegidos.

Ex-Ante

Abril 20, 2024

La banalización de la política exterior: entre Hezbollah y el Tren de Aragua. Por Kenneth Bunker

Imágenes de un acto de Hezbollah (izquierda) y de integrantes del Tren de Aragua (derecha).

Si el gobierno de Boric admite que el Tren de Aragua está presente en el país, y que además es muy probablemente la banda de crimen organizado más peligrosa del momento, ¿entonces acaso no debiese haber tomado precedencia ante lo que considera que no es una amenaza real? Si Hezbollah no existe, entonces no es […]

Académica del Departamento de Ciencias Biológicas de la Universidad Andrés Bello y vocera de la Sociedad de Microbiología de Chile.

Abril 20, 2024

¿Cómo afrontar el dengue? Por Claudia Saavedra

Dado el escenario latinoamericano, que ha visto un aumento significativo de casos, sumado al cambio climático en la región, lo más probable es que tengamos dengue y que no solo llegue a Chile desde los países vecinos. Por lo tanto, esto debe ser visto como una oportunidad para anticiparnos y fortalecer la vigilancia epidemiológica y […]