Prioridades de mi directorio para el 2024. Por Luis Hernán Paúl

Director del Centro de Gobiernos Corporativos de la Universidad Católica
Crédito: Canvas-LinkedIn

Considerando los riesgos y la era de cambios sustantivos que enfrentamos es fundamental que tomemos también decisiones y como sociedad demos pasos concretos para reconstruir las confianzas y bogar en distintos frentes para llevar al mundo a un escenario más optimista.


Es común en esta época la aparición de visiones sobre las prioridades de los directorios de empresas para el año que está partiendo. Dicha mirada es valiosa, pero también es apropiado preguntarse a nivel de cada directorio las prioridades propias de la empresa. Por ende hay prioridades que son válidas para todos los directorios y prioridades a nivel individual de cada directorio.

Para efectos de las prioridades a nivel general una importante es hacer una revisión de los riesgos que enfrenta la empresa. En efecto en el Global Risks Perception Survey (GRPS) del World Economic Forum, que captura la visión de los principales riesgos según 1500 lideres a nivel mundial, se plantea que este año se presenta como un año con el nivel de riesgos muy superior a los años normales y que la visión de riesgos para los siguientes 10 años se ve aún peor. Entre los riesgos que generan mayor preocupación para el 2024 y 2025 están la entrega de información errónea y la desinformación, tensiones geopolíticas, desastres climáticos, polarización de la sociedad, ciberseguridad y los conflictos armados.

A su vez los riesgos más críticos para los próximos 10 años son los eventos climáticos extremos, cambios en los sistemas que controlan la tierra, disminución de la diversidad y desaparición de ecosistemas, falta de recursos naturales y los resultados adversos por el mal uso de la inteligencia artificial. De aquí la conveniencia para los directorios de establecer o fortalecer el comité de riesgos este año.

Otra prioridad fundamental son los efectos en la dinámica competitiva que trae la revolución tecnológica y su creciente tasa de aceleración. Dado esto surge la conveniencia de dar seguimiento a las tecnologías de frontera. En especial llegó la hora de que los directorios de tomen en serio la inteligencia artificial (IA), la cual va continuar evolucionando y generará disrupciones mayores en varias industrias. Pero es conveniente ver los riesgos de los cambios tecnológicos, no solo como amenazas sino que también como oportunidades para alcanzar una mejor posición competitiva.

También es prioridad general, la adaptación de las empresas a la importancia creciente que está tomando la sustentabilidad y el ESG. Los directorios deben ir más allá de ver la sustentabilidad como un tema fundamentalmente regulatorio y publicar sus indicadores ESG en sus memorias. Requieren además asegurarse de dar pasos concretos para hacer compatible el desarrollo de los negocios con la sustentabilidad y que las empresas cuenten con un propósito que les sirva de norte en su actuación.

Así mismo tienen que asegurarse que las empresas cuenten con el talento necesario para navegar en un entorno de alta incertidumbre. Requieren personas que impulsen a las organizaciones en los procesos de transformación, tanto en el plano tecnológico como en el plano cultural, ya que las empresas exitosas  de hoy tienen culturas diferentes a las empresas exitosas del pasado. Para contar con el talento requerido, los directorios deben impulsar medidas para permitir que los trabajadores adquieran y se mantengan capacitando a futuro en la obtención de las habilidades necesarias en el nuevo mundo. Asimismo, deben poner atención es la evolución de las políticas de trabajo híbrido, el cual pareciera va a permanecer en muchas empresas.

Ahora bien, en un contexto marcado por la inestabilidad política y económica a nivel global, las empresas van a requerir inevitablemente ajustar sus estrategias y la gran pregunta es cómo los directorios pueden acometer esta labor en un entorno tan cambiante e inestable. Para ello es conveniente poner mayor atención en cómo hacen su trabajo. Se trata de ver formas para que los directorios mejoren su desempeño, para lo cual es crítico sobre todo contar con presidentes de directorios que ejerzan debidamente su rol, mejorar los procesos que siguen en el cumplimiento de sus funciones y revisar si cuentan en el directorio con las experiencias y capacidades requeridas por la empresa para enfrentar los desafíos futuros y si es necesario hacer ajustes en el tamaño y/o composición del directorio. Con este objeto una iniciativa valiosa puede ser hacer una evaluación del funcionamiento del directorio.

En lo que respecta a las prioridades a nivel específico, la situación evidentemente cambia de empresa en empresa. En el caso de las empresas con niveles de deuda importantes una prioridad evidente es la reducción de su endeudamiento porque no es claro que tan rápido bajarán las tasas de interés y en qué niveles se estabilizarán en los próximos años.  Si se piensa que es altamente improbable que las tasas de interés bajen a los inusualmente bajos niveles que tuvieron por más de 10 años, luego de la crisis sub-prime, lo cual incentivó a muchas empresas a endeudarse más.

Otra prioridad, en el caso de las empresas que ya están o se encuentran ad-portas de cambios regulatorios de carácter sectorial es tomar las medidas requeridas para facilitar la transición hacia las nuevas reglas que tendrán. Esto es válido, por ejemplo, a nivel tanto de las empresas financieras tradicionales como las fintech con la regulación de las finanzas abiertas.

Ahora, los directorios junto con identificar sus prioridades requieren también analizar qué medidas requieren adoptar para su cumplimiento. En algunas empresas estas medidas pueden incluir entre otras iniciativas: cambiar al Gerente General, incorporar a un gerente de transformación, comprar o vender una empresa y/o relacionarse más con startups.

En cualquier caso no hay que olvidar que el futuro no está fijo. Hay una multiplicidad de posibles futuros y no todos son negativos. En efecto, considerando los riesgos mencionados y la era de cambios sustantivos que enfrentamos es fundamental que tomemos también decisiones y como sociedad demos pasos concretos para reconstruir las confianzas y bogar en distintos frentes para llevar al mundo a un escenario más optimista.

En suma, tenemos mucho que hacer porque enfrentamos un futuro altamente desafiante.

Para más contenido After Office, clic aquí.

Publicaciones relacionadas

Crítica de cine

Febrero 27, 2024

Apple TV+: Las 9 portentosas series por las que vale la pena tener este streaming. Por Ana Josefa Silva

Póster de la serie The New Look de Apple TV+.

No es que sean las únicas, pero elegí aquellas que alguna vez encabezaron mi lista de series favoritas (británicas en su mayoría) de algunas temporadas. A ellas sumé las más recientes y atrapantes y que encabezan esta lista. Bonus Track: un par de películas imprescindibles.

Economista y académico de la Escuela de Negocios UAI

Febrero 27, 2024

Fortaleciendo la resiliencia del sistema financiero: Avances y desafíos. Por Kevin Cowan

Es importante avanzar en una ley de conglomerados que permita incorporar al perímetro de la Comisión para el Mercado Financiero (CMF) su supervisión en función de su tamaño y complejidad, requerir estándares de gobernanza y control de riesgo, requerimientos de capital y planes de contingencia, entre otros.

Conductora de After Office

Febrero 26, 2024

Anticipo de la semana: El dólar “a luca” cada vez más cerca (y sus implicancias). Por Catalina Edwards

Los $1.000 pesos por la moneda estadounidense aparecen cada vez más próximos, con todo lo que eso implica para el manejo de la inflación por el alza de productos importados. Pero además porque nuestra moneda pierde valor en comparación con sus pares.

Investigador Asociado de Horizontal

Febrero 26, 2024

La irrelevancia del mercado laboral. Por Tomás Sánchez

Necesitamos fomentar activamente un mercado laboral más productivo, permitiendo que existan menos costos para contratar y despedir, un sistema que permita a los micro emprendedores formalizarse con un escalón intermedio que no los haga pagar ningún tipo de impuesto, pero le entregue visibilidad al Estado, con una reforma profunda al sistema de educación superior con […]

Cientista Político. Libertad y Desarrollo.

Febrero 25, 2024

Las claves de la conferencia conservadora más grande del mundo que reunió a Milei, Trump y Bukele. Por Jorge Ramírez

Imagine usted en un mismo fin de semana tener a Donald Trump, Javier Milei, y Nayib Bukele como speakers principales del evento, con una convocatoria que deja poco a la imaginación, CPAC 2024: “Donde el globalismo morirá”. Con Metallica y Guns N’ Roses como música de fondo. CPAC, de algún modo, es pura irreverencia.