Abril 17, 2022

Mario Marcel, el aburrido adulto a cargo. Por Cristián Valdivieso, director de Criteria

Ex-Ante

Lo que ha dejado en claro el nuevo episodio de la serie retiros, es que para un sector de Apruebo Dignidad es intolerable alguien tan responsable fiscalmente como Marcel. Pero más intolerable aún pareciera resultarles que la tecnocracia concertacionista pretenda poner un adulto a cargo de aguarles el sueño de una fiesta con tintes populistas.

Mario Marcel no buscó el cargo de ministro de Hacienda, llegó porque lo llamaron. Estaba a sus anchas, en la cúspide de su carrera a la cabeza del Central, premiado, elegido el presidente del año de los bancos centrales por Central Banking. Pero decidió aceptar la invitación del Presidente Boric.

Doy por descontado que su motivación no tuvo que ver con cargo, prestigio, pompa o sueldo, como pudo haber sido para varios de sus compañeros y compañeras de gabinete, que asumieron ministerios sin un gran recorrido político ni laboral.

Fiel a su estilo, durante la presentación del gabinete y el cambio de mando sí usó corbata. Clásico, hasta fome para los tiempos de cambios y renovación que inspiraban al nuevo gobierno, posiblemente su sobriedad era consistente con la solemnidad que las circunstancias ameritaban para él.

De seguro, antes de asumir ya tenía conciencia de lo duro que iba a ser gobernar con una economía en contra y una inflación galopante. Dejó la celebración a otros ministras y ministros, que con su solo nombramiento enfatizaban la simbología de la nueva era: la paridad, la primera ministra de Interior mujer y un largo etc. que incluía a un presidente electo que, cual rockstar, antes de asumir el mando había apostado a subir como la espuma de su imagen tras su elección.

Bastó un mes de gobierno para que la parquedad del ministro menos rockero del gabinete empezará a lucir por contraste con los errores e inexperiencias de un gobierno con calle y juventud, pero sin años de circo.

Bastó un mes de gobierno para que Marcel, el hombre que había venido a aguar la fiesta de los retiros, a confirmar que la liquidez excesiva era una droga que nos liquidaría, terminara en la primera línea, plantándole cara a los promotores de los retiros en el parlamente y, al mismo tiempo, como el ministro mejor evaluado por la ciudadanía.

Vaya paradoja, el hombre que le hacía un “parelé” a los retiros tan masivamente apreciados por la población aparecía como el mejor evaluado en distintas encuestas. ¿Paradoja o más bien la búsqueda de la ciudadanía de ese temple que representa Marcel?

Ante tanta incertidumbre, alboroto convencional, inexperiencia y, también digamos ausencia presidencial, es bien probable que Marcel haya venido a representar la demanda ciudadana por un adulto a cargo, un responsable de fijar los límites de lo posible y al mismo tiempo de hacer viables los cambios.

Como el agobio ciudadano no tendría tolerancia con la larga curva de aprendizaje que requería el novel gobierno, Marcel asomaba como un complemento perfecto para un presidente joven, transformador y un gabinete de renovación. El presidente pondría la visión, la mirada en el futuro y Marcel haría económicamente viable esa hoja de ruta.
Con un Marcel firme y un presidente Boric convencido de no seguir inflando la economía, la propuesta parlamentaria de un quinto retiro de fondos sólo se transformó en amenaza cuando parte de la propia coalición gubernamental decidió apoyar la idea. Una propuesta que elevaría la inflación por sobre el 15% anual y que sin dudas haría más dura y pedregosa la hoja de ruta que se había planteado el presidente. Incluso inviable.

Pero no, un sector de Apruebo Dignidad no estaba dispuesto a un diseño gubernamental con un Marcel fuerte. O porque como había dicho Daniel Jadue, Mario Marcel representaba para ellos el neoliberalismo, o porque no era aceptable darle tanto poder al representante de la vieja política que pretendía ordenar la casa en términos económicos e insistir en la gradualidad.

Ni sal ni agua para el ministro de hacienda. En un mes, parte de la coalición de gobierno le dio la espalda ofreciéndole a cambio de su capitulación un proyecto “alternativo” que igualmente contempla la posibilidad de un desembolso de los ahorros. Un proyecto que por más malabarismos lingüísticos con que se lo justifique no parece mejor para la economía y las pensiones.

Lo que ha dejado en claro el nuevo episodio de la serie retiros, es que para un sector de Apruebo Dignidad es intolerable alguien tan responsable fiscalmente como Marcel. Pero más intolerable aún pareciera resultarles que la tecnocracia concertacionista pretenda poner un adulto a cargo de aguarles el sueño de una fiesta con tintes populistas.

 

Publicaciones relacionadas

Nelly Yáñez y David Tralma

Septiembre 28, 2022

Los entretelones de la negociación del acuerdo constituyente en el oficialismo

Detrás del documento de tres páginas, titulado “Propuesta para una Nueva Constitución Democrática y de Derechos”, cuya redacción quedó a cargo de Diego Ibáñez de Convergencia Social, hubo tres extensas sesiones de trabajo, con varios capítulos de tensión, especialmente frente a los “bordes” del nuevo proceso.

Jorge Poblete

Septiembre 28, 2022

Filtración de correos militares: La alerta de Iturriaga por el plan de Pedro Castillo de expulsar un millón de migrantes (y el temor de que llegaran a Chile)

El general Javier Iturriaga supervisa la destrucción de armas incautadas, en un acto realizado en Colina el 11 de noviembre de 2021. Foto: Diego Martin / Agencia Uno.

El 3 de septiembre de 2021 el general Iturriaga envió al director de operaciones del Estado Mayor Conjunto un email con el asunto “minuta”. Este contenía un archivo adjunto donde se daba cuenta de las amenazas del presidente peruano de firmar un decreto supremo de expulsión para los extranjeros en situación irregular. La medida, se […]

Eduardo Olivares C.

Septiembre 28, 2022

TPP11: Las similitudes y diferencias de la estrategia de side letters de Nueva Zelandia y la impulsada por Boric

Side letters de Nueva Zelandia. Créditos: Ex-Ante

El Gobierno de Gabriel Boric busca replicar la estrategia de Jacinda Ardern. Hay cosas en común, como una coalición dividida por el TPP11. Pero también hay muchas diferencias; entre ellas, que Nueva Zelandia no tenía un mecanismo de solución de controversias previo en la magnitud de lo que tiene Chile. Durante el debate, el senador […]

Marcelo Soto

Septiembre 28, 2022

John Müller: “Pablo Iglesias va a Chile a reconstruir la moral de la izquierda radical que quedó por los suelos tras el plebiscito”

John Müller (Osorno, 1964), periodista chileno del diario español ABC y comentarista de Radio Pauta en Chile, es coautor y coordinador de #Podemos: deconstruyendo a Pablo Iglesias (Ed. Deusto, 2014), el primer libro que se publicó en España sobre este nuevo movimiento de izquierda que en 2019 llegaría al poder apoyando al socialista Pedro Sánchez. […]

Ex-Ante

Septiembre 28, 2022

Lea aquí el documento completo de la propuesta constitucional del oficialismo y los principios que establece

El sector acordó fijar bordes institucionales en vez de programáticos, como lo hizo Chile Vamos con algunos temas. Representación de Pueblos Originarios en proporción al registro de la Conadi, independientes en listas de partidos, trabajo en seis meses del nuevo órgano constitucional, plebiscito de salida en diciembre de 2023 y la participación de un comité […]