Enero 16, 2024

Chile debe aprender a navegar en las guerras comerciales. Por Juan Pablo Sims

Centro de Estudios de Relaciones Internacionales UDD
Canva.

Las economías como la chilena, que dependen significativamente del comercio internacional, deben ser astutas y resilientes frente a las políticas proteccionistas y las guerras comerciales. Esto implica no solo adaptarse a los cambios en el panorama global, sino también aprovechar las oportunidades.


Panorama general. En los últimos años, el panorama empresarial global ha sido testigo de una ola transformadora, siendo la industria de los vehículos eléctricos (EV) un ejemplo. Esta transformación, aunque innovadora, pone de manifiesto la intrincada y a menudo precaria interacción entre la política y los negocios.

  • El auge de fabricantes chinos de autos eléctricos como NIO y BYD, que desafían a actores establecidos como Tesla y Volkswagen, subraya esta dinámica.
  • Sin embargo, la esencia del asunto no reside solo en el poder tecnológico o en las estrategias de mercado, sino en la profunda influencia de las decisiones políticas en los entornos empresariales, especialmente en los ámbitos de los subsidios y aranceles.

Respaldo financiero. Los subsidios han sido fundamentales para impulsar la industria de los autos eléctricos en China. Entre 2016 y 2022, las ayudas de dicho gobierno para esta tecnología ascendieron aproximadamente a US$ 57 mil millones. Este respaldo financiero, si bien impulsa la industria doméstica, distorsiona inadvertidamente los patrones del mercado.

  • Crea un campo de juego desigual donde las empresas subsidiadas obtienen una ventaja artificial sobre sus competidores.
  • Esto no es sostenible a largo plazo, ya que sofoca la innovación y la eficiencia, los mismos pilares de una economía de mercado saludable.

Para contrarrestar tales distorsiones, los gobiernos muchas veces recurren a los aranceles. Sin embargo, los aranceles son una medida reactiva, una solución temporal que no aborda la causa raíz de los desequilibrios del mercado. En cambio, a menudo escalan a conflictos comerciales, perjudicando no solo al sector objetivo sino también a la economía en su conjunto.

Un ejemplo podría darse en el caso de los vehículos eléctricos chinos donde posibles imposiciones de aranceles por parte de gobiernos europeos y Estados Unidos podrían llevar a una nueva guerra comercial, perjudicando finalmente a consumidores y empresas por igual.

La escalada interacción de subsidios y aranceles entre grandes potencias, no es un fenómeno nuevo. Sin embargo, su intensificación plantea riesgos significativos a nivel global.

  • Estados Unidos y China han estado involucrados durante mucho tiempo en un tira y afloja de medidas comerciales, con cada país implementando varias formas medidas contrarias al libre comercio para obtener ventajas competitivas.
  • Por su parte, Europa también está adoptando estrategias similares, como lo demuestran los movimientos recientes para favorecer los autos localmente manufacturados.

Nivel local. Esta creciente tendencia al proteccionismo y la intervención estatal es especialmente peligrosa para economías pequeñas y abiertas como Chile. La estabilidad y el crecimiento de Chile han sido sostenidos por su compromiso con los principios de libre mercado y el comercio internacional.

  • A medida que las economías más grandes se involucran en estos enfrentamientos, países como Chile enfrentan el peligro de quedar atrapados en el fuego cruzado, con sus economías impulsadas por exportaciones vulnerables a los cambios en las políticas comerciales globales, como lo son el cobre y el litio, dos de nuestras exportaciones clave.
  • Este entorno de crecientes subsidios y aranceles, de continuar, podría llevar a un mercado global fragmentado, socavando los principios de competencia justa y comercio abierto que son cruciales para la prosperidad de economías más pequeñas.

En pocas palabras, 2024 continuará marcado por tensiones geopolíticas y comerciales, en un escenario global donde las grandes potencias mantienen su juego de ajedrez económico. En este contexto, Chile, con su economía pequeña pero abierta, seguirá inmerso en estas dinámicas, enfrentando los desafíos que estas conllevan.

Será fundamental para el país aprender a sobrellevar y circunnavegar estos desafíos, manteniéndose firme en su camino de apertura económica a pesar de las presiones externas.

Las economías como la chilena, que dependen significativamente del comercio internacional, deben ser astutas y resilientes frente a las políticas proteccionistas y las guerras comerciales. Esto implica no solo adaptarse a los cambios en el panorama global, sino también aprovechar las oportunidades que surgen en un mundo en constante transformación.

Para más contenido After Office, clic aquí.

Publicaciones relacionadas

Conductora de After Office

Febrero 26, 2024

Anticipo de la semana: El dólar “a luca” cada vez más cerca (y sus implicancias). Por Catalina Edwards

Los $1.000 pesos por la moneda estadounidense aparecen cada vez más próximos, con todo lo que eso implica para el manejo de la inflación por el alza de productos importados. Pero además porque nuestra moneda pierde valor en comparación con sus pares.

Investigador Asociado de Horizontal

Febrero 26, 2024

La irrelevancia del mercado laboral. Por Tomás Sánchez

Necesitamos fomentar activamente un mercado laboral más productivo, permitiendo que existan menos costos para contratar y despedir, un sistema que permita a los micro emprendedores formalizarse con un escalón intermedio que no los haga pagar ningún tipo de impuesto, pero le entregue visibilidad al Estado, con una reforma profunda al sistema de educación superior con […]

Con Catalina Edwards

Febrero 23, 2024

After Office [E82] – Carolina Torrealba: Mujeres en innovación científica

En un nuevo podcast After Office: Femenino, Catalina Edwards conversa con la exsubsecretaria (Ciencia y Tecnología) Carolina Torrealba Ruiz-Tagle, actual vicerrectora de Investigación y Doctorado de la Universidad Andrés Bello, para profundizar sobre los alcances de innovación en Chile y el papel de las mujeres.

Coordinador académico del CEP

Febrero 23, 2024

¿Fin a los déficits fiscales? Para creer, primero debemos crecer. Por Sebastián Izquierdo

Las proyecciones no son alentadoras, el panorama a mediano plazo indica que la actividad continuará en niveles de crecimiento mediocre. Aquí radica el verdadero desafío de la economía chilena: una productividad insuficiente que se traduce en un modesto crecimiento tendencial del 2%. Superar esta década de estancamiento requiere medidas audaces y nuevas estrategias.

Ex-Ante

Febrero 22, 2024

El Nikkei de la Bolsa de Tokio logró su máximo histórico en 34 años

Gráfico: Ex-Ante | Fuente: Federal Reserve Bank of St. Louis.

El principal indicador bursátil de Japón, el Nikkei, llegó a su máximo nivel en 34 años ante el retorno de los inversionistas al mercado japonés. La economía nipona ha logrado salir de la deflación con que vivió en las últimas décadas y ha logrado crecer sostenidamente. El principal índice el Nikkei 225 cerró el jueves […]