La marcha de los privilegios. Por Jorge Ramírez

Cientista Político. Libertad y Desarrollo.

Boric, Jackson y Vallejo, por mencionar algunos, no lideraron un gran proyecto ideológico, únicamente lideraron un proceso de movilización, agitación social e impugnación al poder. Ante el vaciamiento de todo eso, sólo queda volver a los orígenes: la calle, aunque ésta ya no sea copada por cientos de miles estudiantes precarizados, sino que por un puñado de burócratas privilegiados. 


Hay múltiples razones para salir a marchar o protestar en nuestro país. La delincuencia está desenfrenada. Acorde a cifras de Carabineros sólo el primer semestre de este año hubo en promedio 2 homicidios, 8 violaciones y 30 portonazos o encerronas al día. Por otro lado, la corrupción implosionó en el corazón de esta administración, pese a la superioridad moral y ética que pregonaron los líderes del Frente Amplio.

A lo anterior se suma una cada vez más apremiante situación económica, el país no crece, y se suma a la lista negra de naciones que decrecerán en la región junto con Haití y Argentina. El correlato de lo anterior es que el desempleo no ha parado de subir en los últimos tres trimestres móviles, bordeando ahora los dos dígitos. Cerca de 900 mil compatriotas han perdido su trabajo.

Sin embargo, quienes salen a marchar a las calles son los adherentes de Gabriel Boric. Para defenderlo, para expresar su gratitud y soporte ¿acaso viven en una suerte de realidad paralela? La respuesta es sí.

Hay evidencia para sostener aquello. Por ejemplo, cuando a los encuestados por Pulso Ciudadano se les pide que comparen la situación económica actual del país con la de hace un año atrás y se analizan las respuestas diseccionadas por la posición frente al Gobierno, vale decir: opositores, independientes o partidarios, los resultados son sorprendentes.

Así, un 67% de quienes se consideran independientes percibe que la situación económica es peor o mucho peor que hace un año, un 77% de los que se declaran como opositores también considera que la situación económica es peor, pero, dentro del grupo de partidarios del Gobierno, un 44% considera que la situación económica es mejor o mucho mejor que hace un año atrás y tan sólo un 22% piensa que la economía es peor que antes.

A la luz de estos datos, es perfectamente posible sostener que los adherentes al Gobierno de Boric viven en una suerte de realidad paralela económica. Quizás, con justa razón.

De hecho, durante el Gobierno de Gabriel Boric el único empleo que se ha generado es el de los funcionarios públicos. De acuerdo con los datos recientemente publicados por el INE, en el último año este Gobierno ha creado 51 mil nuevos puestos de trabajo en el sector público. Nadie sabe muy bien quienes son, ni dónde están; un total misterio. Probablemente muchos de ellos, ayer marcharon. Aunque la convocatoria fue tan modesta que ni para convocar a la totalidad de los propios burócratas hubo energía.

Pero no todo es clientela y prebenda, por cierto. Moisés Naim en su reciente libro La revancha de los poderosos plantea que una de las estrategias de los líderes con tendencia populista en la actualidad es la de sustituir a los adherentes por fans. Reemplazar la lealtad a ideas, por el culto a la personalidad, el respaldo deliberado por el vitoreo irreflexivo. Es lo que han hecho Cristina Fernández en Argentina, Rafael Correa en Ecuador, Andrés Manuel López Obrador en México, Lula da Silva en Brasil y Gustavo Petro en Colombia. Visibilizar una suerte de lealtad a toda costa con el líder redentor.

El Presidente del Partido Comunes, miembro del Frente Amplio incluso declaró que la idea era mostrar que “el Presidente tiene a todos sus soldados dispuestos a apoyarlo”. Curiosa metáfora bélica. Los soldados son esencialmente obedientes y no deliberantes, el opuesto al ideal de ciudadanía crítica que la izquierda dice promover.

La calle era quizás el último resto moral de esta generación. No quedando proyecto constitucional, frente a la ausencia de reformas estructurales con viabilidad de ser promovidas y ante el desfonde ético que implicó el Caso Convenios, sólo quedaba la calle. Tampoco es que esta generación haya tenido mucho más que ofrecer.

Boric, Jackson y Vallejo, por mencionar algunos, no lideraron un gran proyecto ideológico, únicamente lideraron un proceso de movilización, agitación social e impugnación al poder. Ante el vaciamiento de todo eso, sólo queda volver a los orígenes: la calle, aunque ésta ya no sea copada por cientos de miles estudiantes precarizados, sino que por un puñado de burócratas privilegiados. 

Para seguir leyendo columnas de Ex-Ante, clic aquí.

Publicaciones relacionadas

Ex-Ante

Mayo 19, 2024

Cadem: Boric se acerca a 30% de aprobación y ministros registran alzas (Lea aquí la encuesta)

A dos semanas de la cuenta pública, el mandatario logra un alza de cuatro puntos en 14 días, desde que en la primera semana de mayo su aprobación llegara a 24%, el punto más bajo de su gobierno. Casi todos los ministros de su gabinete tienen aumentos en su aprobación en relación a la medición […]

Cientista Político. Libertad y Desarrollo.

Mayo 19, 2024

¿Por qué los inmigrantes aman a Kast? Por Jorge Ramírez

Muchos se preguntarán ¿cómo es posible que inmigrantes apoyen las posiciones de un candidato como Kast que ha declarado ser abiertamente restrictivo y drástico en materia de inmigración? Es preciso tener claridad en que la actual población inmigrante en Chile es mayoritariamente venezolana, quienes representan un 33% del total de extranjeros viviendo en territorio nacional. […]

Ex-Ante

Mayo 19, 2024

Por qué Kast apuesta a conectar con el mundo femenino en medio del estancamiento de su candidatura

En la interna del Partido Republicano son conscientes de que existe una barrera que les está impidiendo penetrar con más fuerza en el electorado femenino y joven. De ahí que estén buscando perfilar a dos jóvenes profesionales que cumplirán un rol central en la tercera campaña presidencial de Kast. Hoy, el candidato republicano abrió una […]

Director de Criteria

Mayo 19, 2024

Cuenta presidencial y el otro yo del presidente. Por Cristián Valdivieso

Crédito: Agencia Uno.

En un camino sin retorno, desvestido de su otro yo, el presidente se apronta a su tercera cuenta pública. Un camino tan doloroso como necesario para Boric, el político de los próximos 30 años. Doloroso porque tendrá que traicionar a su propia historia e irritar a su barra brava. Necesario porque sin esa metamorfosis, sin […]

Ex-Ante

Mayo 19, 2024

¿Sobrevivirá la alianza oficialista? Por Sergio Muñoz Riveros

Después de lo vivido en estos años, el PS, el PPD, el PR y también la DC están obligados a discutir seriamente respecto de lo que quieren representar en la sociedad. Si siguen asociados al “espíritu de Octubre”, la situación será cada vez peor. Los acomodos puramente electorales no les servirán para inspirar confianza a […]