La encrucijada de republicanos: ¿Hasta dónde les conviene hacer concesiones a la izquierda? Por Jorge Schaulsohn

Ex presidente de la Cámara de Diputados
Imagen: Agencia Uno.

El electorado republicano ve el diálogo como debilidad y las concesiones como entreguismo. Son el partido rebelde, desafiante, que no asiste a los conciliábulos ni mesas de negociación. La intransigencia los ha llevado al éxito. Siguen creyendo en la democracia protegida. Es el partido de la mano dura que, según la CEP, los ciudadanos están pidiendo, incluso dispuestos a sacrificar libertades individuales. Se apresuraron quienes confundieron sus buenas maneras con una flexibilización de sus posturas ensalzando el ante proyecto de los expertos como un histórico acuerdo transversal. Un texto al que ellos nunca se sintieron vinculados porque ningún personero de peso participó en su redacción. Hacerle demasiadas concesiones a la izquierda podría tener más costos que beneficios. Por eso el Consejo ya no es una taza de leche.


Los republicanos están ante una encrucijada muy difícil de resolver. La intransigencia en cuestiones de principios los ha llevado al éxito y hoy son el partido con el que la gente más se identifica según la encuesta CEP. La ausencia de ambigüedades ha sido su bandera contra la derecha moderada y transaccional a la que derrotó en las últimas elecciones.

Su electorado ve al diálogo como debilidad y las concesiones como entreguismos propios de la política tradicional, caracterizada por las componendas. Son el partido rebelde, desafiante, que no asiste a los “conciliábulos” ni mesas de negociaciones, acostumbrados a caminar el solitario.

El partido republicano se ve a si mismo como el muro de contención a las “maquinaciones” de una izquierda “woke” que busca imponer sus valores al conjunto de la sociedad. Se sienten parte de la “guerra cultural” que se ventila a nivel mundial que defiende los valores tradicionales cristianos, refractarios de las comunidades LBTGQ.

Repudiaron a Piñera cuando aceptó la asamblea constituyente, votaron rechazo en el plebiscito de entada y han sido los defensores implacables de la constitución vigente. Es un partido de derecha sin complejos, que no se arrepiente de nada.

Son el partido de la “mano dura” que, según la CEP, es justo lo que los ciudadanos estarían pidiendo, estando incluso dispuestos a sacrificar sus libertades personales para combatir la delincuencia. Los republicanos son el único partido cuyos electores los podrían castigar por transar.

Por eso el consejo constitucional ya no es una taza de leche. Se apresuraron quienes confundieron las buenas maneras de los republicanos con una flexibilización de sus posturas, ensalzando el ante proyecto de los expertos como un histórico acuerdo transversal; porque, la verdad sea dicha, ellos nunca se sintieron vinculados con el documento en cuya redacción no participó ningún personero representativo de la cúpula del partido.

Los republicanos siguen creyendo en la idea de la “democracia protegida” que encarna la constitución vigente y que fue desechada por los expertos en favor de lo que hoy se denomina una constitución “habilitante”, es decir, que habilita al parlamento para decidir con entera libertad las políticas públicas como la salud, educación, seguridad social y el rol del estado en la economía, entre otras cosas.

Para la izquierda, que intentó entronizar su programa político en la constitución que fue rechazada, la idea de una constitución habilitante es un salvavidas que le permite seguir luchando desde el parlamento por implementar sus reformas sin impedimentos ni obstáculos constitucionales.

Eso es justamente lo que los republicanos nunca han estado dispuestos a aceptar. Menos ahora que por circunstancias de la vida tienen una mayoría relativa en el consejo constitucional.

Las indicaciones de los republicanos reflejan con toda nitidez cuáles son sus convicciones, sus “líneas rojas”; y es en torno a esas cuestiones donde está trabada la litis con el oficialismo; algunos de cuyos personeros han dicho con razón que de aprobarse harían que sus ideas terminen siendo inconstitucionales. Esto, que suena tan aberrante, es justamente la idea de los republicanos y que está presente en toda la arquitectura de la constitución actual.

Para los republicanos consagrar el derecho a elección en salud entre un sistema (no proveedores solamente) público o privado significa que las personas tienen derecho a destinar su cotización a uno u otro con entera libertad. Un asunto que los expertos en aras de un acuerdo optaron por soslayar.

También pretenden constitucionalizar algunos aspectos del sistema privado de pensiones, que hoy está consagrado solo en un decreto ley, tales como la heredabilidad de los fondos, las cuentas individuales, y la prohibición de que los fondos de las pensiones autofinanciadas se puedan usar para financiar solidaridad en el sistema.

En materia del derecho de huelga los republicanos buscan mantener el estatus quo, de modo que ésta solo se podrá ejercer en el contexto de una negociación colectiva, prohibiendo la negociación por ramas.

En cuanto a la idea del Estado Social de Derechos es donde parece haber más consenso. Sin embargo, mientras para la izquierda significa el fin del estado subsidiario, para los republicanos ambas cosas serían enteramente compatibles. Ellos aceptan una versión descafeinada, cambiando incluso su ubicación jerárquica en el texto.

En asuntos valóricos un abismo separa a ambos sectores. Los republicanos parecen estar dispuestos a mantener las tres causales que hoy permiten poner término al embarazo y al mismo tiempo hacer casi imposible el aborto como un derecho, lo que requeriría cambiar la constitución en el futuro, con un quorum de dos tercios. Es posible que acepten la fórmula de los expertos de una paridad 60/40 transitoria, lo que es considerado un retroceso para el feminismo.

Naturalmente, el oficialismo se manifiesta indignado y levanta el fantasma del rechazo. Como cuando Putin amenaza con utilizar armas nucleares tácticas en contra de Ucrania. Piensan que dañarían la opción presidencial de republicanos porque se rechazaría la “constitución de Kast”.

Pero eso no tendría necesariamente el efecto devastador que la izquierda imagina. Muchas, no todas por supuesto, de las indicaciones de los republicanos son muy populares con los ciudadanos, según indican todas las encuestas, mientras que la mayoría de la propuestas de la izquierda ya fueron rechazadas en el plebiscito de salida.

A esto hay que agregar el enorme desinterés que hay en la población sobre el proceso constitucional, lo que más bien refleja que el asunto no es prioritario para las grandes mayorías, que no creen que una nueva constitución les resolverá sus problemas más urgentes. Que es un asunto que obsesiona a “los políticos”, entre los cuales no incluyen a los republicanos, que siempre han estado en contra. Para los republicanos, que se mantenga vigente la constitución actual que ellos siempre han defendido podría ser considerado un triunfo.

No imagino a Boric llamando a votar por el rechazo, pues sería un gran fracaso para su gobierno que lo dejaría empantanado hasta el último día de su mandato. Para los republicanos y su líder hacer concesiones para satisfacer a la izquierda podría tener más costos que beneficios sobre todo porque la izquierda saldría, con razón, a celebrar como un gran logro la aprobación de una constitución habilitante que pone fin a la democracia protegida.

Para seguir leyendo columnas de Ex-Ante, clic aquí.

Publicaciones relacionadas

Ex-Ante

Febrero 26, 2024

Lo que hay tras la mediática y cuestionada aparición de Ripamonti en el Festival de Viña por la Ley de Incendios

Imagen: Agencia Uno.

“Ley de Incendios ¡Ahora!”, decía el cartel que levantó este domingo la alcaldesa Macarena Ripamonti en la inauguración del Festival de Viña del Mar. En su equipo no especificaron este lunes a qué se refería, pero en 2022 apoyó que el Congreso legisle sobre la “especulación inmobiliaria con bosque nativo arrasado por el fuego”. Se […]

Ex-Ante

Febrero 26, 2024

El potencial flanco que abrió el acuerdo firmado por La Moneda con el régimen de Maduro para combatir el crimen organizado

El viceministro venezolano José Ramírez y el subsecretario Manuel Monsalve el 18 de enero en la Casa Amarilla de Caracas. (Embajada de Chile en Venezuela)

El subsecretario Monsalve firmó en enero un acuerdo con el régimen de Maduro para intercambiar información sobre sujetos de interés para el combate del crimen organizado. El séptimo punto del acuerdo —consignado entonces en una declaración de la Subsecretaría— incluía la posibilidad de requerir antecedentes penales de blancos investigativos de “delitos violentos” y “otros delitos”. […]

Ex-Ante

Febrero 26, 2024

[Video] Madre del ex teniente venezolano secuestrado: “Este caso es una violación a los DDHH”

Captura del video.

Maira Moreno, madre del teniente en retiro de Ronald Ojeda Moreno, secuestrado la madrugada del miércoles pasado desde su residencia, leyó este lunes una declaración pública en que por momentos se vio visiblemente afectada. “Hago un llamado a las autoridades chilenas que se están dedicando a que este caso, el cual claramente es una violación […]

Marcelo Soto

Febrero 26, 2024

Viera-Gallo, embajador en Argentina: “Milei y Boric, con ideologías distintas, pueden tener coincidencias prácticas”

José Antonio Viera-Gallo ya había sido embajador en Argentina en los gobiernos de Cristina Fernández y Mauricio Macri. Hoy vuelve a Buenos Aires, en plena convulsión por las reformas de Milei: “La Argentina atraviesa por un periodo muy crítico en su situación económica y social. No es la primera vez”. Junto a Rodrigo Hinzpeter organiza […]

Ex-Ante

Febrero 25, 2024

Panel Ciudadano-UDD: Matthei se despega de Kast y llega al 30% de preferencias presidenciales (Vea aquí la encuesta)

Imagen: Agencia Uno.

La alcaldesa de Providencia subió 10 puntos su apoyo en relación al sondeo de diciembre, ampliando de 3 a 14 puntos su brecha con el líder republicano. De acuerdo con Juan Pablo Lavín, Gerente General de la empresa encuestadora, “Matthei recibe 4 de los 5 puntos que marcaba Sebastián Piñera, otros 3 del alcalde Rodolfo […]