Agosto 12, 2023

Giorgio Jackson: el sentido de un final. Por Jorge Ramírez

Cientista Político. Libertad y Desarrollo.

En medio de la desesperación y frustración, Jackson intentó construir una narrativa de victimización que no resulta verosímil, cayendo en lo mismo que él tantas veces criticó. A los pocos minutos de su renuncia revivió un viejo tuit del altanero dirigente estudiantil Jackson, quien en 2012, ironizaba respecto de las renuncias de ministros con tono de victimización. Ese parece ser el karma frenteamplista, terminar convirtiéndose en todo lo que alguna vez aborrecieron.


Dilatar la vida de un hombre es dilatar su agonía y multiplicar el número de sus muertes” decía Jorge Luis Borges en su cuento El Inmortal. La enseñanza del cuento es que la obsesión por prolongar la vida puede ser un gran sinsentido, una suerte de laberinto sin salida, al punto de que, retomar conciencia de nuestra mortalidad deviene en alivio. En política nadie es inmortal, tampoco Giorgio Jackson. Hoy, una amplia mayoría de chilenos sienten alivio, Jackson ha dejado de ser ministro.

La agonía del ahora ex Ministro de Desarrollo Social se había prolongado en exceso porque el Presidente es consciente de que la muerte política de Jackson, es también la muerte política de una parte de él. Es algo que va mucho más allá de la amistad, se trata del proyecto. Sin Jackson, no habría Boric. De hecho, en el itinerario político original del Frente Amplio siempre se pensó que el primero que arribaría a La Moneda sería Jackson y no Boric, pero las vicisitudes de la vida hoy hacen que el que por mucho tiempo fuera el elegido, hoy sea el eliminado.

Por cierto, Jackson podría haber facilitado la tarea del Presidente. Una renuncia en tiempo y forma, apenas conocidos los antecedentes del caso convenios habría atajado la crisis en su fase embrionaria. Inclusive, podría haber sido visto por la ciudadanía como una forma de atender a un problema político, con un gesto moral genuino, a efectos de conservar algo de la extraviada pureza frenteamplista.

Pero hoy Jackson sale por la puerta de atrás. Ni siquiera fue acompañado por el Presidente de la República en su acto de dimisión. Al parecer, nadie quiso acompañar al “líder de la banda” como fue bautizado por el socialista Fidel Espinoza. Seguramente, fue un otrora dirigente concertacionista que ha retornado a la Secretaría de Comunicaciones (Secom), uno más de esos que Jackson consideraba que poseían una escala de valores y principios inferiores, quien determinó que Jackson debía comparecer solo. Son múltiples los acreedores de Jackson que hasta el último minuto estuvieron dispuestos a saldar deudas pendientes con él.

En medio de la desesperación y frustración, Jackson intentó construir una narrativa de victimización que no resulta verosímil, cayendo en lo mismo que él tantas veces criticó. A los pocos minutos de su renuncia revivió un viejo tuit del altanero dirigente estudiantil Jackson, quien en 2012, ironizaba respecto de las renuncias de ministros con tono de victimización. Ese parece ser el karma frenteamplista, terminar convirtiéndose en todo lo que alguna vez aborrecieron.

La crisis de corrupción y probidad no comienza ni terminará con Jackson, por cierto. Pero su caída es un símbolo y no cualquier símbolo. Con Jackson cae la idea de que se puede paralizar la gestión de un Gobierno entero por agendas particulares y caprichos. Recordemos que fue Jackson quien instaló la idea, con la comparecencia del Presidente Boric, de que había que esperar el resultado del plebiscito constitucional de septiembre de 2022 para desplegar el programa de gobierno, chantajeando a los chilenos con la idea de que “va a ser difícil aplicar aspectos de nuestro programa sin un cambio constitucional“. Ganó el Rechazo con un 62% y no sólo la tesis se pulverizó, sino que también su autor intelectual.

Todo el resto de la historia de Jackson serían desaciertos tras desaciertos, por ejemplo, el demagogo anuncio del “gas a precio (in) justo” y su confusa reacción ante el robo de computadores con una caja fuerte desde las dependencias de su ministerio.

Jackson inició sus últimas y solitarias palabras como ministro indicando que su gesto respondía al clamor ciudadano de dejar de ver a los políticos pelear entre sí. Habría que recordarle a Giorgio Jackson que los chilenos no sólo están cansados de ver pelear a los políticos, los chilenos también están cansados de falsas promesas, de la demagogia, de la frivolidad a la hora de enfrentar los grandes problemas de la ciudadanía como la delincuencia, el estancamiento de la economía, la inmigración descontrolada y, por cierto, la corrupción.

En definitiva, los chilenos estaban cansados de Giorgio Jackson, y su salida, tiene pleno sentido.

Para seguir leyendo columnas de Ex-Ante, clic aquí.

Publicaciones relacionadas

Ex-Ante

Junio 14, 2024

Chile-España: Un capítulo que partió mal con Boric y empeoró con el embajador Velasco

Las sucesivas controversias que ha protagonizado el embajador Javier Velasco profundizaron un problema que estalló a los pocos días de la toma de posesión de Boric, cuando el Presidente se quejó de que la ceremonia de cambio de mando se hubiera atrasado por la tardanza del rey Felipe II en llegar. La Casa Real tuvo […]

Ex-Ante

Junio 14, 2024

La insólita querella express del INDH que busca complicar a Desbordes. Por Jorge Schaulsohn

Consuelo Contreras, directora del INDH

La mala fe con que está actuando la mayoría del directorio del INDH es manifiesta. Más allá de si es constitutivo de delito lo que se le atribuye a Desbordes, el INDH no tiene atribuciones legales para querellarse por tráfico de influencias. Es primera vez que lo hace. Y la velocidad con que lo hizo […]

Ex-Ante

Junio 14, 2024

¿Hasta cuándo? Embajador en España queda a punto de caer tras nuevo bochorno

La visita del Presidente a Estocolmo estuvo marcada por el nuevo y grave traspié del embajador de Chile en España Javier Velasco, quien se refirió esta semana en un foro en Madrid a la decisión del gobierno de retirar la invitación a Israel a la Fidae 2024 debido al conflicto en Gaza e hizo una […]

Por Ana Josefa Silva, crítica de cine

Junio 14, 2024

IntensaMente 2: la #AdolescenteEnCasa y su revolución de emociones. Por Ana Josefa Silva

Inside Out 2 (Walt Disney Pictures & Pixar Animation Studios)

Los estudios Pixar han abierto un gran abanico temático y formal muy refrescante para la factoría Disney. IntensaMente (2015) tuvo la audacia de desarrollar en la pantalla (y en versión animada) algo de suyo tan abstracto como lo que ocurre en el fuero interno de un ser humano. IntensaMente 2, desde ese universo ya establecido, […]

Por Juan Diego Santa Cruz, cronista gastronómico y fotógrafo

Junio 14, 2024

Algo es algo: Soñar es gratis. Por Juan Diego Santa Cruz

El padre chileno quiere pero no pide, sueña pero mantiene los pies en la tierra y a pesar de sus titánicos esfuerzos no reconocidos, estará incluso agradecido de recibir ese cinturón o aquel destornillador eléctrico.