Julio 18, 2023

Frente Amplio: El comienzo del fin. Por Álvaro García Mintz

Coordinador de Incidencia Nuevo Trato

Es el comienzo del fin, tanto así que Convergencia Social autoproclamó su liderazgo en la conformación de un partido único, una manera elegante de ofrecer cobijo —y sombra— a sus socios (…) Hay algo de ironía en que el presidente eligiera España para revindicar los 30 años, allí donde su amigo embajador los criticó por la fuerza de la costumbre.


El Frente Amplio agoniza como identidad política. Sus banderas hoy carecen de significantes, dejaron de constituir límites, no demarcan fronteras. Que nadie se engañe, no es el fin de la generación. Por más que muchos se empeñen, aquí no termina su camino, ni las ideas y sueños que despertaron. Las tribus anteceden y trascienden a los pueblos, como los liderazgos a los colectivos. Lo que muere es la identidad social, la conexión con un ‘nosotros’ más allá de los círculos de poder.

Hablamos de una generación que sacudió al país. En 2006, cuando rompió con el temor a la movilización social, en 2011 cuando quebró la desidia del no estar ni ahí, en 2013 al terminar con el binominalismo. Crecieron en la cultura de los jaguares, de los winners, del querer es poder y del sálvese quien pueda. Su rebeldía fue construir identidad colectiva.

No era la injusticia, ni la falta de oportunidades, no era el lucro, ni la gratuidad lo que los movilizaba. Era la necesidad de conexión, la urgencia de comunidad. Se trataba, sobre todo, de combatir el individualismo y encontrar algo que diera sentido colectivo. La paradoja es que ese algo siempre fue lo propio: la educación escolar cuando fueron secundarios, la universitaria cuando accedieron a la universidad, el Crédito con Aval del Estado, cuando empezaron a pagarlo, las dietas parlamentarias, para expiar la culpa de percibirlas.

El FA es la cristalización política de esa generación, pero quiso ser más que eso. Cuando llegaron al congreso, se dispersaron; unos estuvieron en el oficialismo, otros ensayaron una colaboración crítica y hubo quienes se declararon opositores al gobierno que levantó sus banderas. Es en el naufragio de la Nueva Mayoría que emerge el Frente Amplio, antes que el Partido Comunista encuentre sus caminos de salida. El primer FA adosa al Partido Liberal desde su cercanía generacional y, en lo político, a históricos aliados del PC en la izquierda extraparlamentaria. Todo vale si te inspira la redención.

Comienza un frenético ascenso. En 2017, su candidata presidencial, contra todo pronóstico, está cerca de pasar a la segunda vuelta y en la parlamentaria, obtienen 21 escaños, transformándose en una fuerza política en toda regla. Al poco andar, el estallido social produjo fracturas y reacomodos, pero de alguna manera consolidó su naturaleza original: un movimiento generacional cuya identidad política se construye en y desde la oposición.

Y es que más que conocer al FA, sabemos lo que no es o no quiso ser: no querían ser parte de la elite, estaban enamorados de su narrativa de movilización social. No venían de la clase dirigente, por más que hayan nacido en ella, sino a reemplazarla desde la representación del pueblo abusado. Aunque rimaban apellidos y sueños, definitivamente no eran la izquierda de los 30 años, esa que gobernó sólo en la medida de lo posible, mediante una política de consensos que escondía conflictos de interés. No rendían cuentas a nadie, constituían un colectivo impoluto, cuyo estándar moral permitía juzgar a todos por los pecados de unos. Su convicción era tan genuina y profunda que bastaba para resolverlo todo. Ellos no renunciarían a nada con tal de avanzar en algo, aunque no tuvieran claro a qué se referían.

Hoy gobiernan en la medida de lo posible. Sostenidos políticamente por los partidos que buscaron reemplazar y electoralmente, ya no en quienes necesitaban redención, sino en sus propios orígenes, jóvenes urbanos de sectores medios y altos. Desde ahí buscan pragmáticamente alcanzar acuerdos subóptimos para cambiar en algo el sistema de pensiones y la justicia tributaria. No sabemos si capitalizarán las ganancias, sí que socializaron las pérdidas.

Hay, de hecho, algo de ironía en que el presidente eligiera España para revindicar los 30 años, allí donde su amigo embajador los criticó por la fuerza de la costumbre. Y hay algo de tragedia en que, siendo una nueva Constitución la piedra angular del proyecto frenteamplista, hoy nos preparemos para elegir entre la del Partido Republicano o la de Jaime Guzmán. En el mejor escenario, corregiremos el problema de legitimidad de origen, pero en cuanto al modelo político e ideológico de la dictadura, con suerte estará a la altura de las reformas de Lagos.

Es el comienzo del fin, tanto así que Convergencia Social autoproclamó su liderazgo en la conformación de un partido único, una manera elegante de ofrecer cobijo -y sombra- a sus socios.

¿Qué queda del Frente Amplio? Lo que siempre tuvo: una generación de dirigentes notables y profesionales bien preparados, que, tras este baño de realidad, serán aún más valiosos para Chile. Deberán desapegarse de la ilusión redentora, de la noción de un ‘nosotros’ superior, para construir con otros, desde las ideas y no desde las biografías, los caminos para un Chile más justo, moderno, inclusivo y sustentable.

Para seguir leyendo columnas de Ex-Ante, clic aquí.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por Ex-Ante (@exantecl)

Publicaciones relacionadas

Ex-Ante

Abril 12, 2024

Cómo es la cárcel de Bukele que visitó Kast y las lecciones que se llevó Carter desde El Salvador 

El excandidato presidencial José Antonio Kast visitó El Salvador esta semana, donde no se juntó con Bukele, aunque fue recibido por las autoridades gubernamentales y fue invitado a recorrer el Centro de Confinamiento del Terrorismo. Se trata de la mega cárcel que se construyó en 2020, bajo el mandato de Nayib Bukele, donde están recluidos […]

Ex-Ante

Abril 12, 2024

Fiscal del caso de ex teniente Ojeda: “Se solicitó el secuestro y posterior homicidio desde Venezuela”

El fiscal Héctor Barros, a cargo de esclarecer el secuestro y posterior crimen del ex teniente venezolano Ronald Ojeda, indicó en Chilevisión que su plagio y homicidio se organizó en Venezuela y que la única tesis que hasta ahora queda en pie apunta a que el crimen tuvo un móvil político. En fuentes de gobierno […]

Abogada y Presidenta de la Comisión de Probidad

Abril 11, 2024

“Es la implementación, estúpido”. Por María Jaraquemada

De izquierda a derecha: Umut Aydin, Carolina Leitao, Ramiro Mendoza, María Jaraquemada y Andrea Repetto. Imagen del Instituto de Éticas Aplicadas UC en el marco del seminario “¿Es Chile un país corrupto?”.

Tenemos una buena base regulatoria, pero muchas veces nos quedamos con la satisfacción de su aprobación y nos olvidamos de lo más relevante: su implementación adecuada, su monitoreo, su evaluación y sus necesarios ajustes a la luz de lo anterior. Si realmente queremos volver a creernos “los jaguares de Latinoamérica” y hacernos cargo de esta […]

Perder para ganar: El oficialismo busca candidat@. Por Cristóbal Bellolio

Los que encabezan las encuestas a 18 meses de la presidencial, suelen ganarla. Desde el retorno de la democracia, nuestras elecciones presidenciales han sido predecibles. Podría argumentarse que la elección de 2021 marca un cambio en la tendencia, y que, de ahora en adelante, serán impredecibles. Podría ser. Pero también podría argumentarse que el estallido […]

Ex-Ante

Abril 11, 2024

“Anótate en la lista”: Quiénes están detrás de la empresa contratada por el ministro Nicolás Cataldo

En la imagen, de izquierda a derecha, Christopher Neilson y Nicolás Muñoz.

A través de un comunicado emitido la noche del miércoles, la empresa TetherEd —representada por los economistas Christopher Neilson y Nicolás Muñoz—, sostuvo que los servicios extra pagados que ofrecían a los colegios para digitalizar los procesos de matrícula, no afectaban la gestión de las listas de espera de los estudiantes. Una investigación del Mineduc […]