Convención: Las razones de la centroizquierda para desmarcarse del acuerdo que pone fin al Senado

Ex-ante
Crédito: Agencia Uno.

La molestia en el PS con el acuerdo al que se llegó en febrero con el FA-PC, que implicaba ceder espacios de poder en un Senado donde la centroizquierda cuenta con 17 representantes y Apruebo Dignidad 5, fue transmitida a los convencionales del colectivo. A ese factor se suma el excesivo poder que adquiriría la Cámara Plurinacional —reemplazo de la actual Cámara de Diputados— y la necesidad, a su juicio, de contrapesarlo.

Qué observar: El pleno de este viernes de la Convención Constitucional, convocado para votar las propuestas de la comisión de Sistema Político y que al cierre de esta edición estaba siendo deliberado, partió con una claridad: la falta de acuerdos sobre cuál debía ser la estructura del futuro Congreso —uno de los principales nudos de la discusión en la Convención— hacía conveniente rechazar las propuestas para que volvieran a ser discutidas en la comisión.

  • Estas propuestas incluían una Cámara Plurinacional que reemplace a la actual Cámara de Diputados, que convencionales en la derecha y la centro izquierda consideran tendría facultades muy amplias respecto de las actuales. La propuesta también incluía sustituir el actual Senado por 2 figuras. Parte del articulado proponía un Consejo Territorial con facultades principalmente regionales y que sería elegido junto con la elección de alcaldes y no con los diputados, y otra una Cámara Territorial con más atribuciones, pero sin la condición de cámara revisora que tiene el actual Senado.
  • El coordinador de la comisión Ricardo Montero (Colectivo Socialista), quien a principios de semana ya había comentado que se llegaría al pleno con 2 nombres para un mismo organismo, hizo una presentación sobria de la propuesta.  “Estamos acá para escuchar y recoger las recomendaciones que emanen de este pleno”, dijo.

Cómo se llegó a este escenario: Al nudo actual sobre el futuro Congreso se llegó luego de que el 21 de febrero los conglomerados de izquierda lograran un acuerdo momentos antes en que venciera el plazo para presentar indicaciones. Participaron el Colectivo Socialista, el PC, el FA, Pueblo Constituyente, la Coordinadora Plurinacional, Movimientos Sociales Constituyentes e Independientes No Neutrales (INN).

  • La iniciativa ponía fin al Senado y creaba un Consejo Territorial con atribuciones para abordar la agenda de las regiones y una incidencia legislativa acotada. En este esquema, la Cámara Plurinacional tendría la facultad exclusiva en la presentación y sanción de los proyectos de ley.
  • Convencionales socialistas plantean que se trató de un acuerdo que desde el comienzo dejó insatisfecho a parte del colectivo, donde conviven sectores más de izquierda y otros más de centro izquierda que reconocen el aporte del bicameralismo actual y la facultad revisora del Senado.
  • La votación fue sucedida de una enérgica reacción en el Senado, donde parlamentarios socialistas sugirieron un condicionamiento de su apoyo a los proyectos de ley del entonces futuro gobierno de Gabriel Boric, a la supervivencia del Senado. “Poco ánimo va a haber en el Senado de aprobar las leyes del Presidente Boric si sabe que está desahuciado de antemano”, dijo el 23 de febrero el entonces diputado y senador electo (PS), Juan Luis Castro. El timonel del partido, Álvaro Elizalde, respaldó en los días siguientes la existencia de la Cámara. “El Senado ha sido un actor protagónico de avances significativos en la sociedad chilena”.
  • Este escenario marcó un cambio en la posición del colectivo, que propuso una indicación en la comisión de Sistema Político —firmada por Ricardo Montero y Fuad Chahín (Colectivo del Apruebo), entre otros— para eliminar la palabra “unicameral” del articulado. Se aprobó.
  • Paralelamente, Montero votó en favor de una propuesta de la UDI para establecer una Cámara Territorial, que daba el carácter de Cámara a la instancia que reemplazará al Senado, en vez de sólo un consejo, como se había planteado previamente.
  • Entre sus atribuciones incluía “conocer los proyectos de reforma constitucional, de leyes interpretativas de la constitución, de la ley anual de presupuesto, de ley sobre la división política y administrativa del país, de ley que afecten las competencias de las regiones, de ley sobre votaciones populares y el sistema electoral”. Sin embargo, perdía la calidad de “revisora” de las decisiones de la Cámara de Diputados.

Telón de fondo: Existen al menos 2 factores por los que los convencionales de centroizquierda tomaron a distanciarse del acuerdo alcanzado en febrero.

  • Algunos parlamentarios y convencionales consultados por Ex – Ante han acusado al PC-FA, la coalición de Boric, de perfilar a Apruebo Dignidad como la coalición hegemónica de la izquierda para 4 años más, lo que supone que los terminen enterrando políticamente.
  • A diferencia del Senado, donde la centroizquierda tiene 17 representantes y Apruebo Dignidad, donde está el PC-FA, cuenta con 5 parlamentarios, las fuerzas están equiparadas en la Cámara de Diputados. En ésta ambos bloques cuentan con 37 representantes. El contar con una sola Cámara suponía vaciar un bastión de poder de la centroizquierda.
  • La molestia de personeros socialistas con el acuerdo fue recibida por los convencionales, que mencionan que efectivamente el PS tiene una tradición que no puede ser desmerecida.
  • En parte de la centroizquierda, además, estiman que el mantener una cámara revisora es clave. La hegemonía de la Cámara Plurinacional podría dotarla de facultades excesivamente amplias. Algunos convencionales de la ex Concertación plantean, por ejemplo, que el Consejo de Justicia que deberá elegir los jueces (donde 6 de los 17 miembros serían escogidos por el Congreso) podría quedar completamente en manos de la Cámara Plurinacional. Miembros de la comisión precisan que esto sigue debatiéndose.

Publicaciones relacionadas

Víctor Hugo Durán

Mayo 25, 2022

Por qué Giorgio Jackson está tomando un rol protagónico en la crisis de la Macrozona Sur

Crédito: Agencia Uno.

La crisis generada tras el asesinato de Segundo Catril llevó al ministro de la Segpres a intervenir en el conflicto de la Macrozona Sur en las últimas 48 horas, en paralelo al despliegue de  Izkia Siches. Jackson fue el primero en enfrentar la presión política que supone el extender el estado de excepción acotado en […]

David Lefin

Mayo 25, 2022

Walter Molano, economista jefe de BCP: “El inversionista extranjero no ve una situación normal en Chile, pero no tan preocupante como la ve el chileno”

El economista jefe de BCP Securities, Walter Molano (crédito Andina).

El economista jefe de la firma de inversiones BCP Securities hace décadas que sigue de cerca a la economía chilena. En medio de los cambios políticos y sociales que enfrenta el país, señala que “ahora ha habido un giro hacia la izquierda, pero lo que se escucha desde afuera es que la nueva constitución no […]

Ex-ante

Mayo 25, 2022

Macrozona Sur: No alimentemos al monstruo de la violencia política. Por Ricardo Brodsky

No extraña ver que quienes glorificaron hace solo meses a los grupos violentos, como los “delantales blancos” o anteayer “los capuchas” o “la primera línea”, se muestren hoy confundidos y desorientados, buscando fórmulas de birlibirloque para no asumir que esta vez es su gobierno y su proyecto el que está en la mira de la […]

Historiador e investigador del CEP

Mayo 25, 2022

¿Sólo dos opciones: el Apruebo o el caos? Por Juan Luis Ossa

“¿Está el Estado de Chile preparado para satisfacer constitucionalmente lo recogido en el borrador? ¿En cuántos años? ¿No demoran acaso las “transformaciones refundacionales” un período de tiempo que los chilenos no pueden ni quieren esperar? La historia enseña que una cosa es el anuncio normativo, y otra muy distinta su implementación”, dice el académico.

Marcelo Soto

Mayo 25, 2022

Mathias Klotz y violencia en Santiago: “Se está produciendo un abandono mucho más preocupante y definitivo del área”

El arquitecto Mathias Klotz cree que para sacar la violencia del centro de Santiago, se necesita “un Estado que se hiciera cargo”. Y sobre los rayados en las fachadas, plantea que no deberían dejarse, salvo alguna excepción. “La sola idea de preservar algo efímero por escénica, como lo es un grafiti, es un  absurdo”, comenta […]