Marcela Cubillos y Sistema Político: “Este es un acuerdo de las fuerzas que integran el gobierno de Boric. No tiene nada de transversal”

Marcelo Soto

La convencional Marcela Cubillos aclara las diferencias con el acuerdo que presentó la izquierda en la Comisión de Sistema Político. “Desgraciadamente el acuerdo que consiguieron hoy día es igual de malo o incluso peor que el acuerdo anterior que habían construido”, dice.


-¿Fue un acuerdo transversal o no?

-No. La coalición de gobierno a dos semanas de iniciado su mandato tiene tantos problemas internos que un acuerdo al interior de la coalición le llaman transversal. Este es un acuerdo de ellos, entre ellos, entre las fuerzas que integran el gobierno de Boric. No tiene nada de transversal. Nosotros presentamos normas propias, y así lo dijimos desde el día uno en las reuniones que tuvo la comisión.

-¿Cuáles son los puntos más conflictivos o negativos de este acuerdo?

-Lo más negativos son dos puntos esenciales: primero, la eliminación del Senado. No se entiende la obsesión que tienen por eliminar una institución clave para la democracia en Chile y para el  contrapeso del poder político. Segundo, no se puede hablar aún de presidencialismo si es que dejaron un tema tan fundamental como el de las acusaciones constitucionales pendiente para una próxima discusión.

-¿Por qué es clave?

-Si la izquierda persiste en que las acusaciones constitucionales sean tramitadas y falladas únicamente por este congreso unicameral, lo que hay allí  es un control por parte del Congreso del Presidente. El Presidente tendrá que negociar su gabinete con ese Congreso unicameral. Ese tema es súper relevante para saber si estamos frente a un presidencialismo o un parlamentarismo disfrazado, porque la esencia del parlamentarismo es que los ministros requieren la confianza del parlamento y no les basta la confianza del presidente.

Es increíble que un tema como ese se haya dejado pendiente precisamente por las divisiones internas que tienen. Entonces, lo dejan en un limbo, pero mientras eso no se zanje no podemos hablar de un sistema presidencial.

-¿Cuál fue el papel de la derecha en este acuerdo?

-A nosotros nos invitaron  a conversar desde el día 1. Dije claramente en la primera reunión que este era un acuerdo de ellos, porque nosotros no estamos de acuerdo en eliminar el Senado y que íbamos a presentar normas propias. Les dijimos: cuando conozcamos el acuerdo de ustedes veremos si concurrimos  a votar en algo que coincidamos.

Desgraciadamente el acuerdo que consiguieron hoy día es igual de malo o incluso peor que el acuerdo anterior que habían construido y al que llamaron después a rechazar.

-¿Se han sentido apartados de esta discusión?

-No, nunca pretendí ni hemos pretendido en esta materia un acuerdo transversal. Porque entendemos que hay diferencias profundas. Aquí ganaron en este acuerdo quienes son partidarios de un régimen unicameral y quienes quieren mantener estas figuras del parlamentarismo todavía presentes. Sacaron el ministro de Gobierno, pero mantienen esta incertidumbre frente a las acusaciones constitucionales, que no es otra cosa que tener abierta la puerta al control del Congreso sobre el gabinete presidencial.

-¿Las relaciones al interior de la Comisión están más fluidas? ¿Hubo momentos de tensión?

-Siempre hemos tenido uno relación fluida. Yo al menos así la tengo con gran parte de la Convención, lo que no obsta que tenga diferencias muy profundas con  la agenda que están sacando adelante.

-El tema de los movimientos sociales es complejo, ¿cómo avanza esa discusión?

-Ahí ellos tenían diferencias fundamentales y entiendo que quedó entregado a la ley una regulación mayor de eso. Pero de nuevo, es debilitar los partidos políticos, debilitar la democracia representativa. Lo que hay detrás en el eje de toda esta propuesta de sistema político, es un debilitamiento de la democracia representativa y de la igualdad de voto. Vuelven a creer escaños reservados en este órgano a parte del Congreso, las paridades de salida, etc.

-¿Cómo fue la participación de la derecha en las reuniones? ¿Por qué se turnaron?

-Chile Vamos fue a todas las reuniones, pero es cierto que nos turnamos para hacer más eficiente la participación. Yo fui a la primera y después no seguí yendo. Iba Hernán (Larraín Matte) o Cristián (Monckeberg), estábamos coordinados. Y siempre tuvimos la misma actitud: escuchar lo que estaban conversando, viendo los acuerdos que estaban construyendo, pero siempre dejamos claro que nosotros presentaríamos normas propias, porque tenemos un diferencia fundamental: nosotros no somos partidarios de eliminar el Senado, como sí lo son ellos.

-¿Cuál es el ánimo de Chile Vamos sobre la Convención, piensan que se han ido mejorando las propuestas?

-La preocupación sigue aumentando, el pleno no ha sido un factor de moderación. Mira lo que está ocurriendo con la norma sobre el derecho de propiedad, que fue rechazada en el pleno, y va a volver al pleno una norma que limita aún más el derecho de propiedad. Se sigue avanzando también hacia una constitución indigenista, con normas que se aprueban y le dan privilegio a una categoría de persona simplemente porque es de pueblos originarios y porque esa es la agenda de la izquierda al interior de la Convención en perjuicio de los chilenos no indígenas.

Se sigue alterando de esa manera la igualdad ante la ley, se siguen politizando organismos autónomos como era el Poder Judicial. Ahora hemos visto que la Convención sigue avanzando hacia una politización del ministerio Público. En Sistema Político, acabamos de ver, se debilita la democracia representativa. Se concentra el poder en un organismo único. La verdad es que vemos con mucha preocupación la institucionalidad que está creando esta convención.

-¿Y cómo van a votar estas propuestas que se acordaron anoche? ¿Tú piensas aprobar algunas?

-Lo que hemos hecho durante todas la Convención: cuando hay artículos con los que nos sintamos representado, votaremos sí, y en otros, no. Obviamente, que en materia de régimen presidencial nosotros sí creemos que el presidente es el que tiene a cargo el gobierno y la administración del Estado, hay normas en ese aspecto en que vamos a coincidir.

No coincidimos en la forma en que se estructura el poder legislativo. Vamos a votar en contra de un congreso unicameral, en contra de un órgano externo que a juicio de algunos vendría a reemplazar el Senado, pero que no tiene nada que ver con el Senado. Vamos a votar en contra de la eliminación de las leyes de iniciativa exclusiva presidencial, que desaparecen en este acuerdo. Cada norma la iremos votando en su mérito, pero tenemos diferencias que cruzan fundamentalmente el acuerdo que ellos alcanzaron.

-¿Van a votar unidos y coordinados en la derecha?

-Hasta aquí Chile Vamos ha actuado al interior de la Convención muy coordinado. En esta ocasión va a ser lo mismo, porque tanto la propuesta de Hernán Larraín, de Cristián Monckeberg, la nuestra, coincidimos en querer un régimen presidencial claro y un bicameralismo nítido, lo que no logra el acuerdo de la izquierdo.

Por lo tanto en Chile Vamos perseguimos los mismos objetivos y de esa manera vamos a concurrir juntos en nuestras votaciones. Todo lo que sea debilitar al presidente de la república y lo que sea consolidar esta Congreso único con poder total, por supuesto que vamos a votar en contra.

 

LEA TAMBIÉN:

Claves: Coalición de Boric logra acuerdo que pone fin al Senado y atenúa sistema presidencial (Lea aquí el documento)

Publicaciones relacionadas

Cristián Bofill

Octubre 2, 2022

Elecciones en Brasil: El trasfondo de la sorpresa que dio Bolsonaro y cómo queda Lula

Con 99,77% de los votos escrutados, el ex presidente Luiz Inácio Lula da Silva obtuvo un 48,37% de los votos, contra un 43,25% de Jair Bolsonaro, un resultado mucho mejor del que vaticinaban las encuestas para el actual mandatario brasileño. Lula sigue siendo el favorito, pero la disputa se hizo mas difícil. “La historia política […]

Ex-Ante

Octubre 2, 2022

Lula y Bolsonaro se enfrentarán en segunda vuelta en la elección más polarizada de la historia de Brasil

Con un 92,99% de los votos escrutados, el ex presidente Luiz Inácio Lula da Silva obtiene un 47,46% frente a un 44,05% del actual mandatario Jair Bolsonaro. Con el resultado, ambos se enfrentarán en segunda vuelta el 30 de octubre. El vencedor asumirá el 1 de enero.

Marcelo Soto

Octubre 2, 2022

Lucy Oporto a tres años del 18-O: “La escalada de la violencia continúa, así como la vigencia del lumpenconsumismo”

La ensayista porteña Lucy Oporto se ha transformado en una de las voces más lúcidas para analizar el estallido social, a partir del 18 de octubre de 2019. Acuñó el término “lumpenconsumismo” para categorizar a saqueadores y miembros de la primera línea. “Fue una acción planificada y no espontánea, que luego continuó como conducta imitativa […]

Director de Criteria

Octubre 2, 2022

El titubeo de Chile Vamos. Por Cristián Valdivieso

Si Chile Vamos titubea respecto a sus compromisos y convicciones, aunque apele al gato para sacar las castañas, terminará desacreditado y, como si fuera poco, indiferenciado de la derecha alternativa criolla representada por “patriotas y republicanos”.

Ex-Ante

Octubre 2, 2022

Las vueltas en 360 grados de Boric. Por Kenneth Bunker

Crédito: Agencia Uno.

Probablemente Boric no mejorará en el corto plazo porque se siente cómodo conviviendo en la contradicción de decir una cosa y hacer otra. En la teoría, entendió el mensaje del pueblo. En la práctica, insiste en su visión. No le importa decir A y hacer B. No siente que debe explicar su razonamiento lógico. Tampoco […]