Las fórmulas para alcanzar los quorums de 4/7 y 2/3 de reforma constitucional en el actual Congreso si se aprueba el texto de la Convención

Eduardo Olivares C.
Sala de la Cámara de Diputados. Crédito: Agencia Uno

La Convención Constitucional zanjó que, en caso de ganar el Apruebo, las reformas al texto en el Congreso se podrán efectuar con un mínimo de 4/7 o 2/3 de los actuales diputados y senadores. Dado que la izquierda no tiene incentivos para reformar, pero sí los tienen desde la centroizquierda a la derecha, en partidos de Chile Vamos y de la ex-Concertación consideran que en el futuro podría haber espacios de acuerdo.


Qué observar. Una de las controversias más profundas de la última etapa de la Convención Constitucional ocurrió en la Comisión de Normas Transitorias. Los colectivos de izquierda buscaron trabar la posibilidad de que los actuales diputados y senadores pudieran reformar la nueva Constitución, en caso de que se apruebe. Hubo críticas de sectores de la ex-Concertación, que compararon esos candados con las barreras supramayoritarias de la actual Carta Magna que los mismos constituyentes de izquierda cuestionaban.

  • Al final los colectivos asociados al Gobierno de Gabriel Boric llegaron a un acuerdo que permitió sacar adelante una fórmula. En esa misión fue fundamental el papel articulador del convencional comunista Marcos Barraza.
  • La norma transitoria aprobada indica que los actuales parlamentarios podrán modificar la nueva Constitución mediante dos tipos de quorums: 4/7 para todo, excepto en asuntos “sustanciales” en cuyo caso deberán someter los cambios a un referéndum. Pero si se alcanza un quorum de 2/3 podrán evitar un referéndum.
  • El artículo sétimo transitorio indica lo siguiente: “Hasta el 11 de marzo de 2026, para la aprobación de los proyectos de reforma constitucional se requerirá el voto favorable de cuatro séptimos de las y los integrantes de la Cámara de Diputadas y Diputados y del Senado. Los proyectos de reforma constitucional aprobados por el Congreso Nacional que alteren sustancialmente las materias señaladas en el artículo [referencia al régimen político y derechos fundamentales] de esta Constitución o los capítulos de naturaleza y medioambiente y de disposiciones transitorias deberán ser sometidos al referéndum ratificatorio de reforma constitucional […] Si el proyecto de reforma es aprobado por dos tercios de las y los integrantes de ambas Cámaras, no será sometido a dicho referéndum”.
  • De aprobarse la nueva Constitución, diputados y senadores tendrán menos de cuatro años para efectuarle reformas. El asunto es especialmente seguido por los senadores, dado que los convencionales resolvieron eliminar el Senado a partir de 2026. En su lugar habrá una “Cámara de las Regiones” cuyos integrantes durarán menos tiempo en el cargo (cuatro años versus los ocho años del actual sistema) y tendrán menos poder relativo con el nuevo “Congreso de Diputadas y Diputados”.

Reforma según mirada ideológica. El apoyo a la nueva Constitución sigue una escala ideológica en la clase política: mientras más a la izquierda, más respaldo. Por sentido inverso, en el actual Congreso quienes tienen más incentivos para impulsar eventuales reformas constitucional al nuevo texto están en la derecha y llegan hasta la centroizquierda.

  • Las iniciativas de “Aprobar para reformar” han provenido precisamente de sectores de centroizquierda. Sugieren que el Apruebo es necesario para dar vuelta la página de años de debate constituyente. Dado que las encuestas muestran hasta ahora una ventaja relativa del Rechazo, esas voces sostienen que, si el Apruebo vence, lo hará por escaso margen. Esa leve diferencia permitiría avanzar en modificaciones para “mejorar” la Constitución entrante.
  • Dado que la izquierda no tiene incentivos para reformar, pero sí los hay desde la centroizquierda a la derecha, en partidos de Chile Vamos y de la ex-Concertación consideran que en el futuro podría haber espacios de acuerdo. Un primer paso visible lo dio el PPD, que en su documento “Nueva Constitución: Aprobar y Mejorar” plantea una serie de materias acordadas en su Comisión Política el 13 de junio. Por ejemplo, propone regresarles el nombre de “Senado” a la “Cámara de las Regiones” (“Senado de las Regiones) y el de “Poder Judicial” al nuevo “Sistema Nacional de Justicia”, o bien eliminar la reelección inmediata presidencial.
  • Otros partidos, como la Democracia Cristiana, podrían sumarse con otras propuestas.
  • Los potenciales acuerdos para hacer una reforma a la nueva Constitución se podrían activar en conversaciones entre sectores donde se alcancen ya sea los 4/7 o, incluso, los 2/3 para evitar ir a referéndum en materias sensibles.
  • Ex-Ante proyecta a continuación dónde se alcanzarían esos posibles quorums, bajo el supuesto de que exista disciplina partidaria.

Cámara de Diputados. La Cámara Baja está compuesta de 155 integrantes.

  • Un quorum de 4/7 se alcanza con 89 diputados. Eso implica como base los 68 parlamentarios de derecha, incluyendo Chile Vamos y la quincena de republicanos. Para llegar al mínimo necesario requerirían también al Partido de la Gente (7 más Francisco Pulgar), a la Democracia Cristiana (8) y a parte del bloque Socialismo Democrático (29) que integran el PS, PPD, PR y P. Liberal.
  • Un quorum de 2/3 consiste en 103 diputados. La suma íntegra de la derecha (68), PDG (8) y DC (8) es de 84, por lo que no alcanzan. Si suman al bloque PS-PPD sí superan el mínimo. Pero el conjunto de Socialismo Democrático es amplio: PS (13), PPD (7), PR (4) y PL (4), más independientes.

 

Senado. La Cámara Alta tiene 50 miembros.

  • Un quorum de 4/7 equivale a 29 senadores. La derecha tiene 25 (24 de Chile Vamos y 1 del P. Republicano). En ese caso, bastaría la bancada de la Democracia Cristiana (5) para alcanzar acuerdos que permitan superar los 4/7, aunque en ese partido se han ido formando dos alas: la “moderada” (Matías Walker, Ximena Rincón, algunos suman a Iván Flores) y la de “izquierda” (Yasna Provoste y Francisco Huenchumilla).
  • El quorum de 2/3, que permitiría avanzar en reformas constitucionales sin necesidad de un referéndum, requiere de de 33 senadores. Para eso se necesita a toda la derecha (25), la DC (5) y al menos 3 del PPD (6) o del PS (7) (total de Socialismo Democrático es 13).

Infografía preparada por Diego Muñoz Vives

 

Poder bisagra y poder de veto. Según la composición del actual Parlamento, los partidos de la ex-Concertación y los bloques de derecha podrían alcanzar acuerdos. El electorado les devolvió esa influencia en las elecciones legislativas de noviembre de 2021, luego de la derrota propinada en los comicios para escoger a los convencionales constituyentes en mayo del mismo año.

  • Por el contrario, en este escenario de quorum de 4/7 y 2/3 los bloques de izquierda como Apruebo Dignidad o el frente PH-PEV se quedan sin poder de veto.
  • La dificultad política la podría llegar a tener el Gobierno si acaso una de las coaliciones que lo sostienen (Socialismo Democrático) llega a acuerdo con la DC y la derecha, mientras la otra coalición (Chile Digno y Frente Amplio) queda excluida.

 


Publicaciones relacionadas

Marcelo Soto

Junio 30, 2022

Mario Waissbluth: “Cada vez que gente como Stingo, Bassa o Linconao abren la boca, el Rechazo gana unos votitos más”

El ingeniero civil Mario Waissbluth ha sido una de las voces más polémicas del Rechazo que impulsa el grupo de los Amarillos. Fundador de Educación 2020 se declara dolido por las declaraciones de su actual directora ejecutiva, Alejandra Arratia, quien tildó de burlescas y descalificadoras sus opiniones contra el texto constitucional. “Es un tema que […]

Ex-ante

Junio 30, 2022

Convención: El triunfo de los eco-constituyentes en el borrador constitucional y la incertidumbre que deja su legado

Los eco-constituyentes en el ex Congreso el 18 de abril. Foto: Sebastián Beltrán / Agencia Uno.

Los eco-constituyentes llegaron a la Convención con una agenda ambiciosa, que plasmaron en su comisión, donde estaba ausente el FA. Esas normas, que incluían el reconocimiento de los reinos animalia, plantae y fungi, pronto se encontraron con la barrera de los 2/3 del pleno y el recelo del oficialismo. Pese a protagonizar polémicas criticadas en […]

Eduardo Rubio

Junio 29, 2022

Por qué se invitó a Jadue y Chanfreau al cierre de la Convención y el contraste con la ausencia de los ex Presidentes

Crédito: Agencia Uno.

Tal como el 4 de julio de 2021, cuando se realizó la ceremonia inaugural de la Convención, el acto de entrega del texto constitucional se ha tensionado en las últimas horas. Los convencionales se increparon unos a otros por la invitación del alcalde de Recoleta, un crítico del acuerdo del 15-N, y del ex vocero […]

Marcelo Soto

Junio 29, 2022

Elisa Cabezón: “Me hubiera gustado que quedara protegida la propiedad de los ahorros previsionales en el texto constitucional”

Magíster en economía UC, directora ejecutiva de Perspectivas y miembro de la red Pivotes, Elisa Cabezón entrega un diagnóstico negativo del texto constitucional. “Yo rechazo este borrador, con la esperanza de una segunda oportunidad de escribir uno adecuado y beneficioso para Chile”.

Ex-ante

Junio 29, 2022

Es hora de separar al Gobierno de la Convención. Por Ricardo Brodsky

Presidencia.

Parece más aconsejable que el gobierno separe su suerte del texto propuesto por la convención, adopte una prudente distancia y analice con pragmatismo “todos los escenarios”, ya que su obligación seguirá siendo gobernar el país y no defraudar las esperanzas de cambio que anidan en la sociedad chilena.