Enero 13, 2023

Un mundo feliz sin indultos presidenciales. Por Carlos Correa Bau

Director Ejecutivo de Qualiz

La Presidenta Bachelet dijo alguna vez que sus asesores le prohibieron decir la palabra Transantiago. Quizá los actuales debieran copiarle a aquellos y prohibir la palabra “indulto”. El gobierno está en un pantano de difícil salida, y el riesgo que la acusación a Jackson pase al Senado, le descoloca el ánimo a cualquiera. También el ambiente dentro de la coalición, en la previa a elecciones se ha echado a perder.


Imaginemos por un instante un mundo donde el presidente no hubiese indultado a nadie en estos días. ¿Cómo podría haber partido este año 2023, y en especial como habría sido su aprobación y clima interno en el gobierno?

  • En primer lugar, el acuerdo nacional de seguridad se habría firmado. Si bien la oposición tenía alguno que otro díscolo que ponía dificultades, para la opinión pública era impresentable que se bajaran de una conversación sobre el principal problema que aqueja al país. La discusión estaría en una batería de leyes y normas administrativas para enfrentar al dinero del narcotráfico, el tráfico de personas, las fronteras porosas y los crímenes con armas de fuego. Sin duda, la Ministra Tohá estaría como una de las figuras más valoradas del país, con un futuro político infinito.
  • La pauta de las nuevas ayudas sociales habría lucido de buena manera. Esta presentación de ayudas sociales por 2.000 millones de dólares, incluyendo los tradicionales bonos de marzo, pero con el agregado del programa del Bolsillo Familiar Electrónico, que permitía una ayuda directa para la compra de alimentos, un programa muy focalizado y efectivo en otros países. También la presentación del programa Trenes para Chile, habría lucido con todo, ayudado con la polémica con el alcalde de Valparaíso Jorge Sharp.
  • La tesis de la falta de blindaje de los ministros al Presidente no existiría. Varios medios escritos han reflejado que dentro de la Moneda hay voces que plantean que no existe un suficiente rol de los ministros para blindar al Presidente y se agregan críticas profundas a la Secretaría de Comunicaciones por no jugar su rol. Esto forma parte del festival de las culpas que suele acompañar a la crisis cuando empieza a bajar el período peak en los medios. Este tipo de situaciones que desgastan enormemente a los equipos no estarían para nada en las filtraciones de los medios.
  • Las acusaciones constitucionales contra ministros no tendrían sentido. Evidentemente no habría causa alguna contra la Ministra Ríos, ni la vocería que terminó convirtiéndose en un bumerán para el presidente (Ministra Vallejo después aclaró sus dichos). La acusación contra Jackson se basa en la denuncia de una ex Seremi enojada que mostró como se cocinaban las comisiones de evaluación ambiental. Si bien no tiene justificación alguna, pues no evidencia que Jackson esté en las causales que prevé la constitución, el deseo político de causarle un problema al gobierno estaría bastante disminuido. Sin crisis en el gobierno, es más difícil siempre para la oposición.

¿Fue entonces un error terminal?

  • En estricto sentido, no es un error ejercer el indulto, aunque siempre tiene costos. Todos los presidentes lo han hecho, pero han elegido los momentos y los discursos para minimizar los daños colaterales. Quizá fue ese el fallo del gobierno, una vez tomada la decisión presidencial. Era mucho más sencillo apelar a la facultad que tiene el mandatario al respecto, y no generar enredos que impliquen intromisión en el Poder Judicial, o que pareciera que se estaba culpando a quienes ejercieron el procedimiento. Las explicaciones de lo improvisado para que no se filtrara, agravan la falta.
  • Los indultos eran también una señal al mundo de la izquierda. El presidente ha actuado en cada una de las crisis girando hacia la moderación. Esto genera en cierto mundo de la izquierda una irritación, pues no pareciera a veces un gobierno de Apruebo Dignidad. Boric ha actuado con pragmatismo en cada una de las dificultades, como ocurrió en el plebiscito, cediendo espacios a un equipo más curtido como son las ministras Tohá y Uriarte. Por tanto, era necesario el gesto hacia sus partidarios más radicales, que siempre pidió este tema, cuando vio que se cerraban los caminos legislativos. Incluso en los días felices de la Moneda Chica, cuando Boric fue a comprar sándwiches a su lugar favorito, los comensales le gritaban por los presos de la revuelta.
  • Falló el timing, y la adecuada preparación para los riesgos. Quizá ese punto puede haber sido lo que intentó decir la vocera, pero la cuña poco feliz dio para malentendidos. El gobierno con esto está en un pantano de difícil salida, y el riesgo que la acusación a Jackson pase al Senado, le descoloca el ánimo a cualquiera. También el ambiente dentro de la coalición, en la previa a elecciones se ha echado a perder. Una filtración de una reunión del PPD muestra la desafección, que puede tener consecuencias en las elecciones.
  • La única jugada es salir de una vez por todas. Esto pasa por una agenda que no tenga que ver con los indultos y que sea lo suficientemente potente para tomar los medios. Hay elementos para ello, como lo son el programa de ayuda, la aprobación de la ley de infraestructura crítica, el nuevo cronograma constitucional, y una agenda amplia que se abre en el año del 50 aniversario del golpe. El gobierno ha trabajado en un relato, en un grupo liderado por el ex convencional Patricio Fernández, que puede ser una oportunidad de futuro. La Presidenta Bachelet dijo alguna vez que sus asesores le prohibieron decir la palabra Transantiago. Quizá los actuales debieran copiarle a aquellos y prohibir la palabra “indulto”.

Publicaciones relacionadas

Ex-Ante

Febrero 4, 2023

Boric sale trasquilado de la batalla de las dos listas. Por Kenneth Bunker

La decisión de Boric de involucrase en el debate no solo le puede traer costos en lo inmediato, sino que también en el mediano plazo. Su esfuerzo podría transformar el debate constitucional en un plebiscito sobre su gestión. El problema, finalmente, no es la decisión de Boric de intervenir en este debate, es la decisión […]

Ex-Ante

Febrero 4, 2023

Desenredando la madeja. Por Iris Boeninger

Habitantes de Alto Hospicio se manifestaron esta semana debido al aumento de la inseguridad en su comuna. Crédito: Agencia Uno.

En esta madeja política enredada en nudos inentendibles, siguen llegando narcos; sigue la migración descontrolada; sigue la violencia y la inseguridad. Y espera la salud una solución. Y esperan las pensiones un buen proyecto en serio. Y los estudiantes que necesitan aprender. Y más, y mucho mas.

Juan Diego Montalva

Febrero 4, 2023

Insulza y sus duras críticas a la alianza del PS con Apruebo Dignidad: “El Partido Socialista le dio la espalda al Socialismo Democrático”

Ex ministro de Frei, Lagos y secretario general de la OEA, el senador José Miguel Insulza es muy crítico de la decisión del PS de aliarse con el FA-PC y desestimar su histórica alianza en la centroizquierda. “No entiendo qué quiere decir el PS al señalar “seguimos siendo entusiastas del Socialismo Democrático” y luego rompemos […]

Escritor y columnista

Febrero 3, 2023

Perfil: Franco Parisi, el pillín. Por Rafael Gumucio

Prometió venir al país—yendo hasta el aeropuerto— sin tener la intención siquiera de hacerlo. Nada de eso hizo mella sin embargo en Franco Parisi, que consiguió en su reciente viaje a Chile todo lo que buscaba: reorganizar su partido en vista de proceso constituyente, salir en la prensa hasta por los codos y alabar a […]

Ex presidente de la Cámara de Diputados

Febrero 3, 2023

La rebelión de los “tigres de papel” que instala al PS como eje del gobierno. Por Jorge Schaulsohn

Agencia Uno.

La del PPD es una apuesta muy arriesgada porque los partidos que conformarán esta nueva “alianza” están heridos en el ala, con divisiones internas, fuga masiva de militantes y pérdida de su base social de apoyo. Será la lista de Los Tigres de Papel. Ahora, los socialistas se transformán en el partido más importante e […]