Noviembre 14, 2021

¿Tenemos un líder populista? Por Ricardo Brodsky

Ex-Ante
Crédito: Agencia Uno.

Pudiera ser que el populismo se haya infiltrado en los poros de nuestra sociedad y en el corazón de no pocos chilenos que, como en la obra de Pirandello, andan buscando un autor.

El populismo se caracteriza por varios elementos básicos: es portador de un relato o mito, como lo llama la politóloga argentina María Esperanza Casullo, en donde un líder se proclama como representante o vocero del pueblo humillado o abandonado a su suerte por una elite corrupta y endogámica, que solo piensa en explotarlo o aprovecharse de su situación privilegiada; o bien, ese líder defiende al pueblo contra lo que amenaza su forma de vida tradicional: los migrantes, la globalización, el feminismo, la ideología de género, los animalistas, los mapuches, etcétera. Es decir, el líder encabeza una lucha y el enfado del pueblo contra los que están arriba en un caso, y contra lo que viene de abajo, en el segundo caso. O contra ambos, si se pudiera ser un perfecto populista.

El populista puede ser de derecha o de izquierda, o bien todo lo contrario, poco importa, lo que es indiscutible es que siendo un hijo bastardo de la democracia es actualmente su principal enemigo: están a la vista los casos de Trump y Bolsonaro, de Chávez-Maduro y Ortega.

Otra característica es que el líder debe ser irremplazable, debe poder prescindir de partidos (o tenerlos de manera instrumental para sus propósitos personales) y cualquier otra forma institucional de relacionarse con su pueblo, al que apela en forma directa, sin intermediarios, a través de la palabra, la que es expuesta en largas, eternas y rutinarias alocuciones, verdaderos monólogos difundidos por radios y televisión. Su omnipresencia es absoluta y prefiere la democracia directa, las asambleas, los plebiscitos, antes que la democracia representativa ya que, finalmente, es él el único verdadero representante. La Constitución, siempre cabrá en su bolsillo como tan gráficamente lo muestran sus exponentes tropicales.

El populista, siempre, necesita de un enemigo. Su propósito real es la conquista y mantención del poder y su estrategia se basa en la confrontación y la conflictividad, en empujar la radicalización de sus partidarios, de modo que los suyos sean cada día más, y más leales. Conceptos como Acuerdos, Diálogo, Consensos, Interés General, están excluidas de su léxico, son sinónimos de traición o cobardía. La intolerancia hacia el que discrepa puede llegar a ser violenta puesto que para el populista el disidente no es más que un enemigo disfrazado, algo como lo que dijo el diputado Silber sobre Carolina Goic, “un Pepe Auth en nuestras filas”.

La emotividad a flor de piel, que incluso puede llegar a las lágrimas, es otro rasgo característico del populista que se dice enamorado de su pueblo. Los argumentos racionales, las estadísticas, los efectos indeseados, los daños colaterales, los costos, son desechados, no merecen mayor consideración, ya que a su entender siempre los tecnócratas estarán, cifras en mano, pidiendo sacrificios al pueblo. Lo importante es lo que vemos en la calle, lo que se dijo en la feria. Lo trascendente es el ahora, aquí y ahora. Las soluciones deben ser inmediatas: más bonos, mano dura, más retiros, estado de sitio, eliminar deudas, pena de muerte. Menos discusión, más plebiscitos. Soluciones simples a los problemas complejos.

Siendo las cosas así, lo más preocupante en nuestro caso es la credibilidad que -a pesar de las bufonadas evidentes que se han protagonizado en esta campaña- puede obtener el líder populista en parte de los votantes; pudiera ser que el populismo se haya infiltrado en los poros de nuestra sociedad y en el corazón de no pocos chilenos que, como en la obra de Pirandello, andan buscando un autor.

Publicaciones relacionadas

Ex-Ante

Julio 21, 2024

Cadem: Aprobación a Boric cae 4 puntos en una semana y llega a 31% en medio de crisis de seguridad (Lea aquí la encuesta)

Foto: Agencia UNO.

Un 69% piensa que la prioridad del gobierno debiese ser la delincuencia, seguida de lejos por salud (25%) y economía (22%). Sin embargo, sólo el 29% opina que es el tema al que el Ejecutivo le dedica más tiempo y esfuerzo.

Cientista Político. Libertad y Desarrollo.

Julio 21, 2024

Camila Vallejo y la piromanía política. Por Jorge Ramírez

En los códigos de la política, culpar a las administraciones anteriores de los problemas presentes es un recurso relativamente habitual, aunque ciertamente desgastado. Sin embargo, hay otra razón por la cual las palabras de la vocera resultan dignas de análisis: omiten que, sobre la base del comportamiento previo, ella y su sector político son responsables […]

Ex-Ante

Julio 21, 2024

Cordero y cárcel de Alta Seguridad en Santiago Centro: “Dados los requerimientos de oportunidad que tenemos hoy, la urgencia, es la zona más atractiva para desarrollarla”

El ministro de Justicia confirmó así en el programa Estado Nacional de TVN que en la zona ubicada al lado de la ex Penitenciaría se debería construir la nueva cárcel, tal como lo adelantó Ex-Ante. “Evaluamos toda la disponibilidad de terrenos fiscales”, señaló Cordero, agregando que “hay alguien me dice que no es Santiago, yo […]

Ex-Ante

Julio 21, 2024

Javier Macaya dice que “me corresponde respetar las decisiones judiciales” y que “como hijo, estoy al lado de mi padre”

En el programa Mesa Central de Canal 13, el senador habló por primera vez tras la sentencia de seis años de cárcel contra su padre por delitos de abuso sexual contra menores. “Mi declaración inicial sobre la inocencia de mi padre tiene que ver con el conocimiento que tengo de la causa”, agregó.

Boric será juzgado, ante todo, por lo que haga contra la delincuencia. Por Sergio Muñoz Riveros

Si no hay avances concretos respecto de la desarticulación de las bandas criminales, todo lo demás tendrá valor relativo. Más vale que el mandatario entienda que, en el tiempo que le resta de gobierno, allí radica su tarea principal. Debe escuchar a quienes saben de estas materias con el fin de adoptar las mejores decisiones […]