Las 5 alternativas que debate la Convención para forzar la renuncia de Rojas Vade

José Miguel Wilson
Rodrigo Rojas Vade

La mesa directiva de la Convención Constitucional aún se encuentra realizando consultas jurídicas para evaluar cómo zanjar una eventual renuncia del constituyente Rodrigo Rojas Vade, quien durante meses mintió que padecía un cáncer. El problema es que entre los convencionales no hay acuerdo sobre cómo resolver formalmente su salida. En lo único que hay consenso es en que hay un vacío normativo que no permite que Rojas Vade abandone voluntariamente la Convención.

Qué sucede. Este jueves y viernes, el pleno de la Convención Constitucional se reunirá nuevamente para comenzar a discutir y aprobar la idea de legislar sobre el Reglamento que regirá el funcionamiento definitivo de la asamblea.

  • El debate será solo el primero paso, ya que hasta el próximo martes podrán presentarse indicaciones, para entrar a discutir después de Fiestas Patrias el detalle del articulado del Reglamento.
  • Sin embargo el caso de Rojas Vade, quien hasta el fin de semana estaba abierto a retirarse de la Convención (según dijo a La Tercera al confesar su falso cáncer), se convirtió en un problema adicional. Formalmente existe un vacío normativo que no permite hacer efectiva esa renuncia. Por lo tanto, mientras ese vacío no se regule, seguirá recibiendo la dieta y las asignaciones e, incluso, podría volver a votar si es que no dimite.
  • Un vicepresidente adjunto de la Convención pone el caso hipotético de que sorpresivamente decidiera intervenir en un tema sensible y en una votación estrecha. Por lo tanto, a su juicio, es necesario que se resuelva a la brevedad la forma cómo se podría zanjar su salida.
  • El problema se origina porque la actual Constitución dice, sin entrar en detalles, que a los convencionales se les aplican las mismas inhabilidades y mecanismos de renuncia por enfermedad que rigen para senadores y diputados.
  • Para un parlamentario, por ejemplo, en caso de enfermedad, debe tratarse de un padecimiento “grave” y que “así lo califique” el Tribunal Constitucional.
  • Sin embargo, el TC solo tiene facultad explícita para resolver sobre enfermedades de senadores y diputados. Ningún artículo precisa que el tribunal puede pronunciarse sobre un convencional, lo que -a juicio de juristas- es un vacío y, a la vez, un impedimento insalvable para resolver en el caso de Rojas Vade.

Cinco fórmulas. La ronda de consultas jurídicas debería arrojar algunas luces. Estas consultas por ahora se limitan al equipo asesor de la mesa y de la secretaría técnica que lidera John Smok, aunque en los próximos días podría pedirse la opinión de algunos constitucionalistas, adelantan. El tema se tardará por lo menos algunas semanas, dicen en la mesa. Según detallan fuentes de la directiva de la Convención, hay al menos cinco fórmulas que se barajan. No obstante, cada fórmula enfrenta sus propios reparos jurídicos y políticos:

  • Reforma constitucional. Dado que el TC no tiene facultades explícitas en caso de los convencionales, el vicepresidente adjunto de la Convención, Rodrigo Álvarez (UDI), ha planteado que el actual Congreso legisle una nueva reforma constitucional que subsane ese vacío normativo para facilitar la renuncia. Su postura es respaldada por los constituyentes de Chile Vamos e, incluso, hace sentido en algunos de oposición al Gobierno. Sin embargo, en medio del debate que abrió el propio Jaime Bassa, vicepresidente de la Convención, de que el “poder constituyente” no puede dejarse pautear por el “poder constituido”, genera un ruido político, ya que sería aceptar que el Congreso aún tiene atribuciones para modificar el funcionamiento de la Convención.
  • Renuncia en el reglamento. El propio Bassa explicó que en el “borrador” del Reglamento se considera que un constituyente renuncie por razones graves, lo cual podría ser calificado por el Pleno. Esta idea es rechazada de plano por Chile Vamos, ya que implicaría contradecir a la actual Carta Fundamental. Incluso, algunos convencionales de derecha sostienen que con ello la Convención se saldría del Estado de Derecho y abriría una puerta riesgosa a la autorregulación y la aprobación de normas propias como los plebiscitos intermedios o una prórroga más allá de los 12 meses.
  • Dimisión con el TC. A pesar de los reparos jurídicos, ciertos constituyentes plantean que Rojas Vade, alegando un padecimiento de salud de cualquier tipo, renuncie y que mediante una interpretación se solicite igualmente al TC calificar el hecho.  Esa idea no convence en algunos en la derecha por razones jurídicas, pero tampoco agrada a los convencionales de izquierda, porque implica pedir la opinión de un tribunal al que le cuestionan su legitimidad.
  • Renuncia sin TC ni Pleno. Algunas voces en la derecha sostienen que en vista del vacío normativo, pero aceptando que la Constitución considera la renuncia por razones médicas, mediante una interpretación constitucional consensuada, se permita que Rojas Vade renuncie directamente a la secretaría de la Convención. De esa forma no se pide la opinión al Pleno ni tampoco al TC.
  • Viaje por 30 días. Es considerada la fórmula más “extravagante”. Algunos en la mesa mencionan que también se ha conversado que si la voluntad de Rojas Vade es dejar el cargo, podría viajar fuera del país por más de 30 días. La actual Constitución establece que tanto parlamentarios y convencionales pierden su investidura si se ausentan fuera del país por más de un mes sin permiso de la respectiva sala.

Publicaciones relacionadas

Director de Criteria

Abril 14, 2024

¿Qué se vayan todos? Por Cristián Valdivieso

Hoy, con platas de todos los chilenos, la crisis se agudiza por la corrupción objetiva y subjetiva que se observa en el Estado. Para el 89% de la población en el Congreso hay bastante o mucha corrupción. El 85% piensa lo mismo de las municipalidades, el 79% de la Fiscalía y la mayoría piensa lo […]

¿Cuántos delincuentes envió el régimen de Maduro a Chile? Por Sergio Muñoz Riveros

Walter Rodríguez, sicario profesional, identificado como jefe del comando que asesinó a Ronald Ojeda, entró varias veces a nuestro país a cumplir “trabajos” semejantes, y luego escapaba sin problemas. Hoy, según la fiscalía, se encuentra de nuevo en Venezuela. ¿Cuántos otros criminales como él han sido agentes de la “brisa bolivariana”, como dijo Diosdado Cabello, […]

Ex-Ante

Abril 13, 2024

Las dudas y tensiones que generó la inscripción de candidaturas para las primarias de Chile Vamos

Líderes de Chile Vamos la semana pasada, junto a la alcaldesa de Las Condes. Foto: Agencia UNO.

Pese a que en la oposición son optimistas respecto a una eventual mejora en los resultados de la elección municipal, en comparación con los paupérrimos resultados del sector en 2016, otras voces son críticas  en relación a la forma en que los partidos han enfrentado el desafío electoral. Entre ellos, Pablo Longueira.

Escritor y columnista

Abril 13, 2024

Perfil: Diosdado Cabello, el omnipotente. Por Rafael Gumucio

Chile y su gobierno son últimamente de los blancos favoritos del humor color hormiga de Cabello. El desprecio con que trata al Presidente de Chile, la pachorra con que se refiere a las bandas de crimen organizado que se han ido convirtiendo en la principal exportación del régimen bolivariano, son algo más que el desahogo […]

Ex-Ante

Abril 13, 2024

Chile y el caso de Ronald Ojeda: Todo tibio. Demasiado tibio. Por Kenneth Bunker

Cuando el canciller venezolano esta semana sugirió que el Tren de Aragua no existe, el gobierno de Chile no hizo más que deslizar un par de críticas. Mientras que la ministra Tohá adoptó un tono parental, hablando de meros “insultos”, la ministra Vallejo esbozó la idea de que el Presidente estaba evaluando llamar a consulta […]